21 de May de 2011 00:02

Bodoc, entre el mito y el lector joven

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

'A mí me interesó trabajar sobre los mitos originarios de América". De esta manera, la escritora argentina Liliana Bodoc dice a breves rasgos su intención al escribir 'La saga de los Confines': una trilogía conformada por 'Los días del venado', 'Los días de la sombra', y 'Los días del fuego'. Una colección en la que los mitos fundacionales de varios pueblos de América (como el náhuatl, por ejemplo) reviven a través de un género épico cargado de paisajes propios de América.

Al igual que hizo J. K. Rowling con la saga Harry Potter, o como lo hizo J. R. R. Tolkien en ‘El Señor de los anillos’, al recrear mitos celtas y darles un nuevo matiz; la obra de Bodoc recoge las voces de varios pueblos, especialmente del sur del continente y los traslada hacia un mundo imaginario conformado por Las Tierras Fértiles y Las Tierras Antiguas.

“En primer lugar, el planteamiento maniqueo (con el que da inicio la lectura del texto) tiene que ver con los tópicos del género épico. La lucha del bien y del mal es la lucha de dos figuras de carácter monolítico”, enfatiza la escritora sobre sus publicaciones. Para ella, la utilización de mitos de Centro y Sudamérica es una forma con la que intenta reconciliar a los jóvenes lectores de nuestro tiempo con los mitos que forman parte de la historia de la región.

Según Bodoc, la eterna lucha entre el bien y el mal presente en este tipo de literatura (la épica) es una herramienta que ayuda enormemente a crear conciencias críticas. El lector se ve forzado no solo a recrear en su mente lugares y personajes, sino que debe discernir entre las acciones buenas y malas que cada uno de ellos desarrolla en la trama.

Y es que para Bodoc la labor principal de un escritor de literatura infantil es la de llevar a los niños hacia una lectura crítica de los textos. “No hay que hacer literatura infantil ñoña. El niño es capaz de entender mucho más de lo que se cree. La literatura infantil es una literatura seria”, afirma.

Hablando sobre la literatura argentina, la catedrática y escritora señala que la literatura de su país se enmarca en tres ejes: es política, racional y con un discurso positivista. A su parecer, esto ha ayudado a fomentar una generación de escritores más conscientes del medio social en el cual viven cientos de niños en el mundo.

Preguntándole sobre si a un niño se lo debe educar con conciencia política, Bodoc aclara que sí, “siempre y cuando la política sea muy general. Cuando se le diga al niño que es un ser humano en un contexto, que va a estar con otros”.

Frente al éxito en taquilla que ha representado el llevar la historia de Harry Potter a la pantalla grande, Bodoc está muy clara en una cosa: aún cuando el lenguaje de un filme sea rico en elementos visuales, ninguna película será capaz de reemplazar punto por punto, palabra por palabra, una obra literaria. Para ella, lo que sí deben buscar los cineastas es el mantener la esencia de la obra, lo que la hace única y que mantenga sentido en su relato.

Su presencia en Quito se debe a dos cosas. La primera es hacer una lectura de sus textos como parte de la VI Maratón del cuento. La otra se debe a una ponencia sobre la potencia que tiene el lenguaje poético para el crecimiento de los niños. Sobre esto último, dentro del plano académico, la escritora argentina quiere demostrar “que el arte es tan necesario como la matemática, como la física, como la ciencia en sí misma, ya que sin esto el hombre crece con un conocimiento incompleto del mundo”. Ella destaca que la intención de la Maratón del cuento es estimulante: “Es grato reunirse con los niños y que ellos sepan que el escritor no está muerto”.

‘La Saga de los Confines’, que duró siete años en su escritura, forma parte de las primeras publicaciones de Bodoc; y ha sido traducida a varios idiomas.

Punto de vista

Myriam Merchán/ Filóloga

'El mito reúne a la colectividad'

Pienso que la literatura griega y latina es un paradigma muy bien trabajado, muy hermoso en su contenido, que no solamente forma parte de la literatura fantástica sino que tiene elementos didácticos y estéticos muy valiosos para el lector.

Tanto Rowling como Tolkien han tenido en cuenta la mitología grecolatina y la celta al momento de escribir. La razón de esto era la de compartir estos conocimientos con los jóvenes lectores.

Me parece interesante el proyecto de Bodoc. En la actualidad, es fundamental que se retome la mitología. En algunas entrevistas que ella ha dado señala que la magia no se opone a lo científico, sino que es algo que aún no se ha alcanzado a entender. Lo que pretenden los mitos es fundamentar la posibilidad de explicar el mundo de una manera diferente.

La épica nos recuerda que los seres humanos somos trascendentes. Una forma de vivir esto es a través de la palabra. La épica lucha contra el individualismo y el consumismo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)