Un costillar de ballena hecho con tablero y melamínico

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 0
Redacción Construir

Pasta y Pentola (olla en italiano) es un pequeño local que fabrica ravioles, pasta, pizzas y pestos manuales ubicado en Tumbaco, casi frente al complejo deportivo club El Nacional.

En esta pequeña factoría del tallarín, de apenas 50 m² de área, lo que más llama la atención es el diseño interior; una creación del italiano Mauro Ranghi, quien además de arquitecto es chef y prepara los alimentos junto a su hermano, esposa y cuñada.

El elemento principal de la decoración es el techo, aunque todo el mobiliario -incluidos los muebles de la barra, las alacenas, las vitrinas, las mesas y las sillas- son diseñado por Mario y fabricado por Gian Carlo, su hermano.

La novedad de este cielorraso es que está hecho totalmente de tablero aglomerado forrado de melamínico decorativo. Y tiene la forma de un costillar de una ballena, un cetáceo al que el arquitecto italiano admira pues vivió por mucho tiempo en las costas de Venezuela (Barcelona).

Este costillar posee 30 'costillas' horizontales, las que están sostenidas por anclas, también de madera. Este techo se fusiona con las repisas, donde se acomodan los diversos antipastos y pastas y los vinos. El diseño es uno de los atractivos del local.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)