12 de septiembre de 2017 11:13

Congregación católica belga desafía al Vaticano sobre la eutanasia

Imagen referencial. Un reciente reglamento interno permite practicar la eutanasia, considerada como “un acto médico”, en los 15 hospitales psiquiátricos gestionados por los hermanos. Foto: Pixabay

Imagen referencial. Un reciente reglamento interno permite practicar la eutanasia, considerada como “un acto médico”, en los 15 hospitales psiquiátricos gestionados por los hermanos. Foto: Pixabay

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia AFP

La congregación católica Hermanos de la Caridad, en Bélgica, anunció este martes 12 de septiembre del 2017 que mantiene su “declaración de ética” autorizando el recurso a la eutanasia en los establecimientos de salud que gestiona en el país, a pesar de la oposición del Vaticano.

“Esta declaración de ética ha sido redactada en conformidad con el pensamiento cristiano que aplicamos en nuestra organización. A estos efectos, siempre tenemos en cuenta los cambios y la evolución de nuestra sociedad”, justificó en un comunicado esta congregación con sede en Gante, en el norte flamencohablante del país.

Tres religiosos miembros de su consejo de administración (integrado esencialmente por laicos) están en el banquillo a causa de esta toma de posición, expresada en la primavera (boreal) pasada.

Están amenazados de exclusión de la Iglesia católica, puesto que “se debe un respeto absoluto a la vida”, había indicado el pasado 10 de agosto a la AFP un responsable de la congregación, René Stockman, quien vive en Roma.

En el centro del litigio, que fue el motivo de una reunión del consejo de administración, el lunes de noche, figura un reciente reglamento interno que permite a los médicos practicar la eutanasia, considerada como “un acto médico”, en los 15 hospitales psiquiátricos gestionados por los hermanos.

Antes de aprobar este reglamento, la congregación de derecho pontificio enviaba a otros establecimientos a los pacientes que habían obtenido una autorización de eutanasia del Estado belga.

En Bélgica, la eutanasia fue despenalizada para las personas mayores en virtud de una ley de 2002. La posibilidad de recurrir a la misma fue extendida a los menores en 2014, aunque cada caso requiere un estudio riguroso.

En su comunicado, “Declaración ética concerniente a la eutanasia y al sufrimiento psicológico en fase no terminal”, los Hermanos de la Caridad precisan “que el personal de nuestros establecimientos respeta la libertad de los médicos de practicar o no la eutanasia, así como la libertad del resto del personal clínico de participar o no en este procedimiento”.

“La libertad está también consagrada por la ley”, añaden.

En cuanto al Vaticano, ha “planteado una cuestión completamente personal e individual” a los tres religiosos incriminados.

Y “las decisiones” que ellos han tomado después de haber sido inculpados no deben “ser debatidas por los medios de comunicación”, indica además el comunicado, sin brindar más precisiones.

Además de los hospitales, la rama belga de los Hermanos de la Caridad gestiona guarderías y escuelas.

Éstos reivindican contar con 12 000 colaboradores en Flandes y 1 500 en Valonia, que brindan cuidados y enseñanza a unos 40 000 niños, jóvenes, adultos y personas mayores.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)