25 de febrero de 2015 19:15

Bill Cosby regresa a los escenarios tras acusaciones de violación en EE.UU.

Hasta ahora Bill Cosby se ha negado a hablar acerca de las acusaciones de abuso sexual en su contra. Foto: AFP.

Bill Cosby ha sido acusado por más de una veintena de mujeres quienes aseguran que el comediante las drogó y abusó sexualmente de ellas. Foto: AFP.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 0
Agencia AFP

El veterano actor estadounidense Bill Cosby anunció este miércoles, 25 de febrero, que regresa a los escenarios después de tres meses apartado de la vida pública, a raíz de las acusaciones de violación de más de 20 mujeres, y avisó que todavía le quedan cosas por hacer en su carrera.

Cosby actuará el viernes 27 de febrero en Lafayette, una ciudad del estado de Luisiana (sur de Estados Unidos), para volver a hacer reír a la gente, según explicó en un comunicado.

"Queridos seguidores: desde hace 53 años me han dado su amor, apoyo, respeto y confianza. ¡Gracias! No puedo esperar el momento de ver sus sonrisas en el rostro y calentar sus corazones con el mejor de los regalos: la risa. ¡Estoy listo!", señaló.

El humorista, de 77 años, lleva desde mediados de noviembre de 2014 afrontando las acusaciones de una veintena de mujeres que afirman haber sido drogadas y agredidas sexualmente por él.

Cosby, muy querido por la audiencia por su programa 'The Cosby Show' (1984-1992), ha negado categóricamente las denuncias públicas, pero no ha podido evitar el malestar de la industria del entretenimiento.

Netflix y la cadena NBC aplazaron a finales del 2014 proyectos que estaban desarrollando junto al actor y éste ha permanecido en segundo plano desde entonces.

Las mujeres aseguran que fueron drogadas y agredidas sexualmente hace varias décadas, algunas en la mansión del fundador de la revista Playboy, pero la mayoría de acusaciones no se han presentado como denuncias.

El único presunto caso que podría llegar a los tribunales es el de Chloe Goins, quien afirma haber sufrido abusos en 2008 en la famosa mansión. La policía de Los Ángeles está revisando su testimonio para decidir si inicia una investigación y eventualmente presentar cargos contra el actor.

De momento, el humorista está concentrado en su vuelta sobre las tablas del teatro de Lafayette, cuyos propietarios le han demostrado "un apoyo constante". "Estoy lejos de haber terminado", advirtió sobre el futuro de su carrera.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)