18 de February de 2015 21:32

Las ‘Big Six Majors’ tienen su representación en el país

La distribución se maneja independientemente pero trabaja en conjunto con las salas de cine comerciales para hacer llegar las películas a las distintas audiencias de todo el país. Foto: Alfredo Lagla/ El Comercio

La distribución se maneja independientemente pero trabaja en conjunto con las salas de cine comerciales para hacer llegar las películas a las distintas audiencias de todo el país. Foto: Alfredo Lagla/ El Comercio

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 5
Contento 3
Ana Belén Veintimilla

El término de ‘Big Six Majors’ se aplica a los seis grandes estudios de cine que manejan el mercado cinematográfico y lideran la taquilla. Este grupo selecto lo conforman Warner Bros. Pictures, Walt Disney Pictures, Universal Pictures, Columbia Pictures, 20th Century Fox y Paramount Pictures. Los estudios a su vez pertenecen a conglomerados mayores.

En el Ecuador los estudios tienen sus representantes, quienes están encargados de distribuir el material cinematográfico a las salas de cine en todo el país.

Paramount Pictures, por ejemplo, pertenece al conglomerado Viacom, el mismo que sostiene un estudio de animación independiente Paramount Animation y los estudios ‘indie’ Paramount Vantage.Entre sus divisiones de entretenimiento constan además MTV Films y Nickelodeon Movies.

Al país las cintas producidas por esta empresa llegan a través de la agencia Consorcio Fílmico; su presidente, Marco Aguas, lleva cerca de 18 años en el negocio de la distribución y explica que la rentabilidad del mismo creció por el aumento de salas de cine –actualmente en el país existen 277 salas-.

Aún así el número de salas no es la única variante, pues la producción fílmica es mayor. En promedio, por año, -dice Aguas- se proyectan 30 películas de las dos empresas a las que representa.

La Corporación El Rosado tiene la representación de Walt Disney Pictures y Warner Bros. En el período del 2014 trajeron al Ecuador 18 cintas de cada uno de los estudios, con las que se trabaja un modelo de ganancia -que puede variar- con base en los porcentajes de taquilla. Se inician con un 50% para la distribuidora y 50% para el exhibidor. Las siguientes semanas se recauda 60% para el exhibidor y 40% para el distribuidor.

Aguas explica que la recaudación de los cines en el país tiene una medida promedio: “una película que es comercial tiene alrededor de medio millón de espectadores, una que no lo es está entre los 5 000 y 10 000 espectadores”.

La agenda de exhibición en el país llega desde afuera, los cronogramas se alinean con los estrenos en EE.UU. y, dependiendo del peso de la cinta, se la estrena en la misma fecha o en un período de entre dos y tres semanas después de su estreno oficial.

Pero Aguas explica que las compañías filtran los filmes, antes de que lleguen a las salas en el país. “Si una película fracasa en EE.UU. ya deciden no estrenarla en Ecuador y en otros países que no son comerciales”, menciona. Por lo tanto los géneros que se trae son los de éxito a nivel mundial, en su mayoría dedicadas al público infantil, familiar y de acción.

En este sentido, las distribuidoras independientes tienen más libertad para elegir las películas que se exhiben. Rabi Dudani, propietario de Venus Films S.A., explica que- dentro de los 30 años que lleva como distribuidor- siempre ha buscado el material artístico independiente, “pero el monstruo de ‘marketing’ de los ‘majors’ opaca a las películas pequeñas”.

Para sostener la distribución cuenta que ha sido clave buscar estudios independientes con éxitos comerciales. Así logró la exhibición de ‘Juegos del Hambre’, que pertenece a la ‘mini-major’ Lions Gate.

Los distribuidores acercan los filmes pero carecen de injerencia para decidir lo que puede interesar al público local.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (6)
No (2)