8 de mayo de 2016 12:03

Axl Rose conquistó a los fans de AC/DC en el primer concierto

Axl Rose en el concierto con AC/DC en Lisboa el sábado 7 de mayo del 2016. Foto: EFE

Axl Rose en el concierto con AC/DC en Lisboa el sábado 7 de mayo del 2016. Foto: EFE

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 8
Triste 1
Indiferente 2
Sorprendido 1
Contento 18
Agencia DPA

Axl Rose consiguió vencer el escepticismo. El cantante de Guns N'Roses convenció en su debut con la banda de hard rock AC/DC a los fans, incluso pese a que tuvo que actuar sentado.

Ya después de la segunda canción, Axl Rose tenía una buena sensación. "¡De pronto ha salido el sol!", dijo el artista de Indiana de 54 años al público, pese a que tras horas de lluvia las nubes negras seguían cubriendo el cielo de Lisboa. Pero tenía razón, porque en su debut con AC/DC consiguió ganarse la simpatía de los muchos fans que eran críticos con su elección como sustituto de Brian Johnson al frente de la banda de culto australiana.

A más tardar cuando a la mitad del concierto el estadounidense interpretó el clásico de AC/DC 'You shook me all night long' con su voz penetrante, las 55 000 personas reunidas en las instalaciones pasadas por agua junto al Tajo se rindieron a sus pies.

Los gritos de júbilo dejaban sordo aunque Rose tuvo que actuar sentado por haberse roto un pie, una situación muy poco rockera.

En cambio, el guitarrista Angus Young dio muestras a sus 61 años de una enorme energía que lo hacía saltar y correr por el escenario como un torbellino.

Axl Rose fue elegido debido a la baja de Brian Johnson, el cantante de la inconfundible voz en falsete, porque los médicos le advirtieron que o bien hacía una pausa o podría perder el oído. La banda se encontraba en ese momento con su gira 'Rock-or-Bust"'en Estados Unidos.

Johnson, de 68 años, decidió seguir el consejo médico y tomarse un descanso. Y sus compañeros cancelaron los 10 conciertos que les quedaban pendientes en ese país.

Tomado de la cuenta YouTube Slash Mob

Luego, a mediados de abril, tras muchos rumores, se anunció oficialmente que Rose sería su sustituto. Con una sensacional simbiosis se consiguió salvar la parte europea de la gira mundial.

Pero la decisión también generó una ola de críticas. Considerado por muchos como un malcriado y un arrogante, Rose no parecía el indicado para liderar una de las mayores bandas de la historia de la música. Muchos fans devolvieron sus entradas y anunciaron en las redes sociales "el final del rock and roll". También importantes representantes del mundo de la música arrugaron la nariz y echaron pestes. "¿Qué? ¡Por favor, esto va a ser como un karaoke!", se burló el cofundador y cantante de The Who, Roger Daltrey. En una entrevista con el diario español ABC tampoco se quedó atrás Noel Gallagher, ex Oasis. "Oh dios, eso no puede ocurrir. Es de locos", declaró. Y llevándose las manos a la cara, añadió: "Eso sería tan ridículo como si Adele cantase con The Supremes".

Angus Young a sus 61 años saltó y corrió por todo el escenario durante el concierto de AC/ DC en Lisboa. Foto: EFE

Angus Young a sus 61 años saltó y corrió por todo el escenario durante el concierto de AC/ DC en Lisboa. Foto: EFE


Pero los fans y los medios finalmente dieron su bendición al concierto en Lisboa. Sandra, de 25 años, viajó desde Alemania para verlo, y no se arrepiente. "Respecto del karaoke, esto fue puro hard rock. Y eso que casi devuelvo mi entrada cuando me enteré de lo de Axl Rose", dijo a dpa.

El concierto de AC/DC en Lisboa el sábado 7 de mayo del 2016. Foto: EFE

El concierto de AC/DC en Lisboa el sábado 7 de mayo del 2016. Foto: EFE

"Fue genial, Axl Rose estuvo fantástico. No sabemos qué fue lo que pasó, pero fue genial", señala a su vez una joven en un video de los organizadores. No hubo prácticamente críticas, tampoco en los medios. El diario portugués Público tituló: "El miedo era infundado: AC/DC sigue siendo AC/DC con Axl Rose". El examen se aprobó "con un sobresaliente", indicó.

Los fans elogiaron asimismo que Rose mostrara gran respeto por una banda activa desde 1973 y que ha vendido más de 200 millones de álbumes en todo el mundo. Sobre todo las canciones de 'Back in Black' representan un enorme desafío, dijo Rose poco antes del debut.

Según reveló, fue él quien llamó a Angus Young para expresarle su admiración y ofrecerle ayuda. Y ayudó. A lo largo de más de dos horas sonaron 'High Voltage', 'T.N.T', 'Rock'n'roll train' y al final la imprescindible 'Highway to Hell'. Pero la colaboración no será para siempre. Rose está muy activo, pues desde principios de abril vuelve a estar de gira con Guns N' Roses ("November Rain"), por primera vez en 20 años con el guitarrista Slash. Y Johnson ya ha dicho que no planea retirarse.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (6)
No (0)