Tiempo de lectura: 2' 40'' No. de palabras: 422

USD 1,3 millones se habrían desvíado ilegalmente del presupuesto del Hospital Carlos Andrade Marín (HCAM) del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) a una cuenta privada, anunciaron autoridades de la institución la tarde de este viernes.

María Sol Larrea, Coordinadora Nacional de Gestión de Unidades Médicas del IESS, dijo que funcionarios del HCAM emitieron 137 boletines de pago sin sustento legal; es decir, sin facturas, informes u otro documento que respalden el egreso. De ellos, 60 boletines están desaparecidos del Departamento de Contabilidad.

Los pagos se habrían realizado aparentemente para cancelar compra de material como aluminio a favor del Hospital, pero esto en realidad nunca ocurrió. "Se emitieron los boletines, luego otra persona los firmaba y los bajaba a Tesorería sin tener el sustento legal y, pese a ello, era pagado a cuenta de un tercero, así de sencillo operaba este ilícito".

Los pagos se realizaron a la cuenta privada de un solo beneficiario que sería dueño de una vidriería en Chillogallo, al sur de Quito.

Hasta ahora se han detenido a cuatro sospechosos de haber cometido el ilícito, luego de que se presentara la denuncia el jueves de esta semana en la Fiscalía de Pichincha por “peculado” o abuso de bienes o dineros públicos. De ellos, tres son funcionarios del Hospital.

Según Larrea, el ilícito se cometió en 2011, aunque explicó que ya en 2009 se emitió un boletín de pago sin tener sustento por unos USD 900.

La funcionaria indicó que el ilícito fue detectado gracias a revisiones de informes de auditorías efectuadas como parte de la implementación de las Normas ISO 9001-2008 en el Hospital Carlos Andrade Marín. “Recién las auditorías se levantaron en el 2011 y, por eso, se puede determinar esto”, dijo la funcionaria.

Larrea aclaró, sin embargo, que este caso no se relaciona con el desvío ilegal de fondos a través del e-sigef (o Sistema Integrado de Gestión Financiera que permite hacer transferencias directas desde las instituciones públicas a los distintos proveedores del Estado) y a través del cual se sustrajeron de forma ilegal alrededor de USD 7 millones del Ministerio de Ambiente.

Explicó que en el caso del IESS, cada unidad médica u hospital maneja su presupuesto propio y no a través del e-sigef.  Larrea agregó que hasta ahora no existe otro caso de desvío  ilícito de fondos en otras casas de salud del Seguro Social.

Califique
2
( votos)