Tiempo de lectura: 3' 20'' No. de palabras: 571

Dos son mejor que uno. Al momento de preparar jugos, las combinaciones son más beneficiosas que las bebidas de una sola fruta, aunque no todas las mezclas pueden resultar acertadas.

La nutricionista Daniela Almeida explica que al mezclar frutas y vegetales se aumenta el contenido de vitaminas y minerales de cada una y se complementan.

Imelda Villota, directora de la Maestría de Nutrición de la Universidad Central, recomienda mezclar alimentos ricos en hierro -acelga, espinaca, nabo- con los de alto contenido en Vitamina C -limón o naranja-. Detalla que, al combinarlos, el hierro de estos vegetales es absorbido por el cuerpo de una manera más óptima.

Las combinaciones de sabores y nutrientes se pueden preparar en casa aunque también existen restaurantes que ofrecen estos compuestos. Una sugerencia es incluir tres granos que cumplen diferentes funciones: la quinua como fuente de proteína, la maca funciona como tónico vigorizante y la kiwicha, que ayuda a reducir el colesterol.

La correcta combinación de productos puede traer más beneficios pero la mezcla equivocada también trae consecuencias negativas en la salud (ver cuadro).

El nutricionista Mauricio Chacón, a diferencia de las dos expertas en nutrición consultadas, cree que en los jugos combinados no se aprovecha plenamente los nutrientes de cada fruta. Recalca que no se deben mezclar las frutas dulces con las ácidas porque se pueden neutralizar los nutrientes. “Al interactuar, los tipos de frutas se destruyen”.

Villota también pone énfasis en que, al triturar y licuar las frutas, se pierde parte de la fibra ; por eso ella recomienda, si se desea obtener todos los beneficios del alimento, comerla entera.

Sobre los beneficios específicos en la salud que se les atribuye a las combinaciones, Chacón explica que la mayoría son ricas en fibra y esto mejora el tránsito intestinal, como consecuencia también se pueden disminuir los niveles de colesterol y mejorar la salud cardiovascular.

Antes de beber

Procure consumir los jugos inmediatamente después de prepararlos, mientras más fresco más se conservan los nutrientes.
 
Pique las frutas al momento de mezclarlas, es mejor que cortarlas antes y almacenarlas porque pierden jugosidad.
 
El azúcar aumenta el valor calórico del jugo pero no le resta los nutrientes que las frutas aportan. El hielo hace más aguada la mezcla pero también  mantiene los nutrientes.


PARA EL CORAZÓN

Ingredientes:  piña, jengibre y zanahoria.

Beneficios:  es  diurético y antiinflamatorio. Ayuda a eliminar las toxinas acumuladas en las células grasas.


BAJAR LA PRESIÓN ALTA

Ingredientes:   uva y zanahoria

Beneficios:  es un buen alcalinizador; sirve para regular la acidez a  causa del exceso de comida, alcohol o azúcar. Es un  reconstructor de tejidos.


BAJAR EL COLESTEROL

Ingredientes:   tomate de árbol, perejil y avena.

Beneficios:   su alto contenido de hierro y el zinc tienen la capacidad de prevenir enfermedades por mala nutrición.


MEJORAR LA VISIÓN


Ingredientes:  papaya, zanahoria, frutilla, naranja, mango
 
Beneficios:  la  vitamina E, C, A y los  carotenos de estas frutas ayudan a mantener la buena salud de los ojos.


LIMPIEZA INTESTINAL

Ingredientes:  perejil, zanahoria, col, manzana, piña, espinaca, remolacha.
 
Beneficios:   limpia el hígado, los riñones y la vesícula. Mejora la calidad de la sangre.   

imagen



Califique
2
( votos)