Tiempo de lectura: 2' 38'' No. de palabras: 362

En el proceso de adquisición de 90 ambulancias, por parte del Ministerio de Salud, participaron seis empresas. Las ofertas llegaron de Estados Unidos, México y Brasil, entre marzo y junio de este año. Los contratos se adjudicaron el 22 y 27 de julio, a la empresa mexicana y brasileña, respectivamente.

El Ministerio aclaró esto después de que este periódico publicara el reportaje ‘USD 11 millones en 90 ambulancias’, el pasado 11 de este mes.

Este Diario pidió en repetidas ocasiones la información al Ministerio de Salud y solamente entregaron un boletín de prensa, donde se daban algunos detalles sobre las ambulancias.

No se indicaba ni las especificaciones ni las cotizaciones que se habían analizado antes de la adjudicación de los contratos.

José Oviedo, gerente del proyecto Mi Hospital, envió una copia de los contratos (firmados el 27 de julio, con la empresa mexicana Consa; y el 2 de agosto con la empresa brasileña Marco Polo). Estos dan cuenta de que se han comprado ambulancias equipadas con la última tecnología, incluidas unidades especiales para traslados neonatales.

Sus precios son USD 93 164, por las unidades tipo I; USD 113 945 por las unidades tipo II; USD 155 584 por las tipo III; y USD 176 017 por las ambulancias neonatales.

El representante del Ministerio de Salud en ambos contratos es el doctor Paúl Esteban Romero Osorio, quien figura como delegado de la Cartera, mediante dos acuerdos ministeriales, dictados el 22 y 29 de julio.

La valoración de las cotizaciones la hizo el Comité de Emergencia, que se constituyó el 15 de junio pasado, tras la última prorrogación de la emergencia, que fue el 9 de junio.

Oviedo, además, explicó que no se compró en el país, porque “no se trata solo del chasis, de las especificaciones, las características, los componentes, el equipamiento las ambulancias.

Buscábamos unidades para el transporte de personas, aquí solo hay para el transporte de carga. Hay una diferencia muy grande, en la trasmisión, en los niveles de amortiguamiento. Eso no encontramos aquí”.

Esta compra fue criticada por los industriales nacionales, quienes argumentaron que este tipo de transporte sí es posible hacerlo en el Ecuador y a un menor precio.

Califique
2
( votos)