Tiempo de lectura: 1' 38'' No. de palabras: 229

La Asociación de Empleados y Trabajadores de la Cruz Roja Ecuatoriana expresó ayer su preocupación por la inestabilidad laboral que experimentan durante la transición de los bancos de sangre de la Cruz Roja al Ministerio de Salud.

“Presentamos nuestra preocupación por la falta de un proceso claro y definido por parte del Ministerio de Salud para el traspaso del Servicio Nacional de Sangre”, reza el comunicado que la asociación envió a la prensa. Rubén Varela, presidente del gremio, dice que unos 280 empleados están en la incertidumbre de no saber qué va a pasar. “Aquí (en la Cruz Roja) siempre ha habido una política de estabilidad. Hay personal que trabaja 22 años”.

Hasta ahora el Ministerio no se ha reunido con ningún representante de los empleados ni les ha propuesto nada, por eso el pedido de los trabajadores de los bancos de sangre es que se respeten sus derechos laborales, de acuerdo con los artículos 33 y 325 de la Constitución del Ecuador, las resoluciones de la Organización Internacional del Trabajo, y, el artículo 171del Código del Trabajo.

Los trabajadores, en su comunicado, alegan que tienen la experiencia y el conocimiento técnico para mantener y mejorar continuamente estándares de calidad y seguridad en el manejo de sangre. El Ministerio de Salud aún no se pronuncia.

Califique
2
( votos)