Tiempo de lectura: 3' 21'' No. de palabras: 529

No todos los mosquitos son iguales. Tampoco todos causan enfermedades.

En el país, según estudios del Servicio Nacional de Control de Enfermedades Transmitidas por Vectores (Snem), circulan tres tipos de mosquitos: Aedes aegypti, anopheles y culex pipiens.

Uno de los más temidos es el Aedes aegypti, transmisor del virus del dengue. En el laboratorio de entomología del Snem estudian su comportamiento y evolución.

Julio Zúñiga trabaja hace 20 años en ese lugar. Él reconoce a un Aedes con solo verlo. Sabe que se distingue por las manchas blancas en su lomo y patas, que los machos se alimentan con néctar de plantas y que las hembras chupan sangre para madurar sus huevos.

Por eso no duda en poner su mano para alimentarlos en el laboratorio. “Estos son sanos, no tienen el virus”, dice. De lo contrario estaría en riesgo. Antes de llegar al Snem, en 1985, contrajo dengue. “Era la fiebre rompe huesos”.

En lo que va del 2012 el Ministerio de Salud registra 2 041 casos de tipo clásico, 20 de tipo grave y un fallecido. En comparación al mismo periodo del 2011 es un incremento de 141%.

Lenín Vélez, director del Programa Nacional del Dengue, dice que el 70% del territorio nacional presta condiciones favorables para el Aedes (Costa, subtrópico de la Sierra y el Oriente).

Para su reproducción necesita agua limpia, aunque también puede estar en agua con materia orgánica. Y solo pica en el día. Joubert Alarcón, jefe de Entomología del Snem, explica que necesita la luz solar y por eso tiene horarios para picar (08:00 a 09:00, 12:00 a 14:00 y 15:00 a 17:00).

El anopheles, en cambio, es conocido por trasmitir el parásito plasmodium, causante de la malaria. En los últimos años los casos de esta enfermedad disminuyeron. En el 2011 no pasaron de 500. Pero por las condiciones climáticas de este invierno, Alarcón señala que podría haber un rebrote. Actualmente hay pocos casos en Guayas, Los Ríos y Sucumbíos.

En el mundo hay 33 especies de anopheles. En el país existen siete y el más común en la Costa es el albimanus. En el Snem hay muestras de todos. Los tienen disecados en pequeñas cajas. Algunos miden hasta un centímetro. Físicamente se distingue por sus largas antenas y por la postura de su abdomen en forma empinada.

A diferencia del Aedes, el anopheles se reproduce en pantanales y áreas rodeadas por vegetación (tipo selvático). Puede volar hasta tres kilómetros para llegar a zonas pobladas y su ciclo de picadura es nocturno (de 18:00 a 06:00).

La última variedad es el culex pipiens, la más numerosa. “En unas casas encontramos 5 Aedes y más de 20 culex”, dice Alarcón.

Mide de cuatro a 10 milímetros y se distingue por su abdomen marrón con manchas claras. Sus huevos se desarrollan fácilmente en aguas contaminadas. El culex es solo una plaga molesta en Ecuador. Pero en otros países, como Venezuela, es el transmisor de la encefalitis equina, que puede generar daños neurológicos en el hombre. De ahí que se mantiene bajo vigilancia.

Califique
2
( votos)