Tiempo de lectura: 1' 40'' No. de palabras: 268

La Intendencia de Policía del Guayas inició operativos de control a la venta no autorizada de motocicletas. La medida, que empezó el lunes 16 de diciembre, busca evitar que estos vehículos sean utilizados para cometer ilícitos.

Según la Policía, las motocicletas son usadas en delitos como el robo a mano armada, la usura y los asesinatos bajo la modalidad de sicariato.

Aunque no hay cifras que revelen el número de crímenes cometidos por motorizados, la Intendencia de Policía considera que los controles contribuirán a reducir los niveles de inseguridad.

La intendenta Consuelo Castro encabezó el lunes 16 de diciembre los primeros operativos, los que se ejecutaron en el vecino cantón Milagro.

Estos tuvieron la participación de funcionarios del Servicio de Rentas Internas y de agentes de la Policía Judicial. Según el SRI, en el cantón hay 47 negocios que se dedican total o parcialmente a la venta de motocicletas.

El operativo se centró en identificar los negocios que comercializan motocicletas sin matrícula. Según la Policía, el levantamiento de la información permitirá determinar de dónde provienen las motos que estarían siendo utilizadas para los ilícitos.

Germán Cevallos, jefe de la Policía Judicial del Guayas recordó que tienen retenidas en sus patios, en el noroeste de Guayaquil, alrededor de 2 000 motocicletas por alteraciones en los códigos numéricos de motor y chasis.

Las autoridades anunciaron que los siguientes operativos se ejecutarán de forma aleatoria en otros cantones del Guayas donde hay un elevado registro de delitos cometidos en motocicletas.

Califique
2
( votos)