Tiempo de lectura: 4' 44'' No. de palabras: 734

Dos estudiantes de un colegio femenino de Guayaquil discutían en torno a una nueva escultura que se suma a los atractivos visuales de la urbe. “Es el monumento al gorila”, decía una de las jóvenes, ninguna de las dos se quiso identificar. En cambio, la otra aseguraba que se trataba de un “mono chimpancé”.

Se referían al mono capuchino o machín blanco, que hoy luce imponente hacia la ladera norte del cerro Santa Ana, en medio de los dos túneles que conectan a ese sector, desde el ingreso a Guayaquil, con el centro de la ciudad, en la avenida Juan Xavier Marcos.

La obra fue contratada por el Municipio y fue ejecutada por el artista imbabureño Juan Sánchez. Muestra a un primate trepado sobre un árbol. Atrás, a sus espaldas, está el cerro de El Carmen cuyas casas, pintadas en diferentes tonos pasteles, hoy le dan un toque artístico a la zona.

La escultura, de 12 metros de alto, requirió de 110 000 pequeñas piezas multicolores de cerámica colocadas sobre una estructura de cemento y hierro. En el mono machín, que es una especia en extinción, predomina el color café en diferentes tonos.

Fue levantada en los últimos cinco meses a un costo de USD 100 000. En los inicios de los trabajos, quienes transitaban por los túneles especulaban de qué se trataba. Carlos Freire, quien toma esa ruta a diario para ir a su trabajo en el centro de la ciudad, pensaba que se trataba de una escultura en honor a algún árbol de la zona. Lo primero que se trabajó fue el árbol sobre el que está el mono.

El historiador Rodolfo Pérez Pimentel expresa que Gabriel Pino Roca, en ‘Leyendas y Tradiciones de Guayaquil Antiguo’, publicado en 1930, reseña que en la época del rey Carlos II de Burgos, debido a sus ataques de pánico y depresiones que sufría, le recomendaron que se consiguiera unos monos que lo divirtieran.

“Entonces mandó a ver monos traviesos e inquietos que habitaban en la cuenca del Guayas. Una noche se le escaparon los monos y se le metieron a la cama y le dio un ataque. Eso fue muy comentado y desde ahí se habla de los monos de Guayaquil”, recuerda.

Según Pérez, el mono es parte de la trilogía de animales representativos de esta zona y que hoy tienen sendas esculturas en la ciudad. Se suman la iguana y el papagayo de Guayaquil.

En efecto, bajo la misma técnica, en años anteriores, al propio Juan Sánchez le correspondió levantar las esculturas a la iguana, primero, y al papagayo, después.

En el 2004 elaboró la iguana gigante del Centro Comercial Aventura Plaza, en Urdesa. Fue inspirada en el reptil que actualmente habita sobre los árboles en distintas zonas de la ciudad. Y en el 2006, al papagayo que está en un redondel frente al Centro Comercial La Rotonda.

América Rodríguez, moradora de La Alborada, recuerda con risas que pensaba que se trataba de un loro. Desconocía que es un monumento al ‘Ara ambigua guayaquilensis’ como científicamente se conoce al guacamayo verde mayor, en peligro de extinción.

Pero Guayaquil suma una cuarta escultura a una especie representativa. El monumento al bagre fue inaugurado en febrero del 2009 en el malecón de Bellavista, a orillas del estero. Fue elaborado por Antonio Cauja. Mide 2,20 metros de altura y pesa 6 toneladas.

Son puntos turísticos de referencia donde hoy en día propios y extraños no pierden la oportunidad para deleitarse con las obras.

El mono machín aún no ha sido inaugurado oficialmente, pero ya es motivo de atracción de quienes, corriendo riesgos, no desaprovechan la ocasión de cruzar la transitada avenida de ingreso al túnel para fotografiarse.

Alistan inauguración

El mono machín aún se puede encontrar en áreas protegidas de la cordillera de Chongón-Colonche y en las reservas de manglares Churute y del Salado.

Para Melvin Hoyos, director municipal de Cultura y Promoción Cívica, este tipo de obras promueven la conservación de especies en extinción.

La inauguración de la escultura del mono será para las fiestas octubrinas de Independencia. En su construcción trabajaron nueve personas que pegaron una a una cada pieza de cerámica a la estructura.

Califique
2
( votos)