Tiempo de lectura: 3' 35'' No. de palabras: 574

El mimo hacía verdaderas acrobacias con un cartel rojo para atraer a los curiosos al almacén de artículos de belleza y aseo personal Dipaso.

Es uno de los 160 locales que abrieron ayer al público dentro del Mall El Fortín, el primer centro comercial construido en la vía Perimetral, en el noroeste de Guayaquil. El Fortín se yergue entre las avenidas Modesto Luque y Casuarina, la puerta de entrada al amplio sector de Monte Sinaí, donde se asientan ex invasiones.

El centro comercial demandó una inversión privada de alrededor de USD 23 millones, según Marcos Loor, su gerente general.

Sus 58 000 m2 de construcción también alojan, en dos plantas, cinco locales 'anclas', 50 islas y un luminoso patio de comidas interior para 700 comensales.

La expectativa por su apertura fue grande. Decenas de personas, habitantes de los sectores aledaños llegaron incluso horas antes de que se abrieran las dos principales entradas. Blanca Mera, de 56, y moradora de Monte Sinaí, se paseaba con una de sus hijas por la planta baja del centro comercial. Llevaban en sus manos globos rojos y bolsos 'ecológicos' que los administradores regalaron a los primeros visitantes. "Ya era hora de que tengamos un lugar así. Vivimos por aquí cerca, y se nos hacía lejos y costoso ir a los centros comerciales del norte o del sur".

A pocos metros de allí, dos jóvenes vestidos de arlequines daban la bienvenida a los nuevos clientes del supermercado Santa María. Este es el primer local que esta cadena de supermercados inaugura en Guayaquil y en toda la Costa. Es además uno de los cinco locales ancla del nuevo 'mall'.

Aunque ayer abrió al público, la inauguración oficial del 'mall' será el próximo jueves. Por ello, muchos locales ubicados hacia la calle todavía permanecían cerrados.

Los pasillos interiores y los accesos al parqueadero aún olían a pintura fresca. En la planta alta, un ejército de empleados limpiaba los pasillos y las cristales de los espacios recién inaugurados.

Rafael Suárez, morador de la cooperativa La Florida Norte, aguardaba en una de las mesas del patio de comidas para ingresar a la primera función de las 11:00 del Max Cinema, un complejo de seis salas de proyección que se ubicó estratégicamente al lado de los negocios de comidas. Suárez llevó a sus tres pequeños hijos para ver una película infantil. "Está todo muy bonito, y parece que los precios están más bajos que en otros centros comerciales".

Los promotores del centro comercial esperan atraer a un estimado de un millón de visitantes al mes. Loor, su gerente, mencionó que esperan convertirse en un referente comercial y de esparcimiento en el sector. Este empieza a consolidarse con recientes obras como el nuevo paso a desnivel de la vía Perimetral, y el nuevo mercado municipal de la Casuarina.

Un sector que crece

El centro comercial pertenece al Grupo García, dueño de Almacenes La Ganga. Este uno de los cinco locales ancla del mall.

La obra se levantó en 16 meses. Cubrirá la demanda de cooperativas y sectores como El Fortín, Sergio Toral, Nueva Prosperina y Flor de Bastión.

El mall es parte de un macro proyecto de infraestructura urbanística, que incluirá un plan de vivienda municipal, un cementerio y un parque acuático.

Califique
2
( votos)