27 de July de 2010 00:00

Sucretizados

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Walter Spurrier Baquerizo

En julio 2 el Banco Central autoriza a las instituciones financieras, pero también a las cooperativas de ahorro no controladas por la Superintendencia, a operar en comercio exterior bajo el Sucre.

Pocas semanas antes la Asamblea Nacional aprobó el Tratado que crea el Sucre, lo que fue precedido por una decisión del Tribunal Constitucional que el tratado es constitucional.

El mecanismo permite a los países miembros intercambiar bienes sin pagar con moneda dura, excepto cada cierto número de meses, cuando se compensen las importaciones y exportaciones y se pague o cobre el saldo. Sistemas similares existen en Aladi, la CAN, la Comunidad Centroamericana. El nombre fue escogido para aparentar que se trata de una moneda. Sucre quiere decir Sistema Unitario de Compensación Regional de Pagos. ‘Unitario’ se refiere a que es una unidad contable. Originalmente el esquema era más ambicioso. Según el sitio web de la Alba, la U de Sucre es por ‘Único’ y no ‘Unitario’. ‘Único’ implicaría que no hay otro sistema de pago, lo cual no es cierto: se puede pagar en dólares. Esos sistemas de cuenta son lindos en papel, pero en la práctica sus resultados son pobres. Siempre algún país deficitario compra y luego no paga. Centroamérica abandonó el peso centroamericano en 1992.

El Grupo Andino tiene su unidad de cuenta que es el peso andino. Hace unos meses en Quito el gerente general del Banco Central boliviano reveló que Bolivia “desde la fecha de creación de los pesos andinos y su asignación al país, tuvo escasa utilización de los mismos”.

El Sucre genera la expectativa entre los exportadores ecuatorianos que sea el mecanismo para cobrarle a Venezuela. Porque es fácil vender a Venezuela; lo difícil es cobrar. Los importadores venezolanos contestan que el Cadivi, que administra las divisas, no se las asigna, y por eso no pagan. Con el Sucre, el mecanismo sería que el importador venezolano haga un pedido y pague en bolívares al Cadivi. Los exportadores ecuatorianos recibirían del Banco Central pago en Sucres, que a su vez podrán canjear en el Central por dólares (supongo; aún no hay reglamentos). Pero Venezuela restringe las importaciones bajo el Sucre a arroz, habas, porotos, hilados sencillos y ciertos químicos. Cuando toque hacer caja de compensación, le tocará al Central requerir al Cadivi le canjee los Sucres en dólares o en la moneda nacional que el Ecuador entregó en la caja de compensación, que también es el dólar. Y si Venezuela no paga, el Central se queda con esos papelitos, o el Estado compra algo venezolano para compensarse. A la postre, con el Sucre los entes estatales de Venezuela y Ecuador transarán excedentes de arroz por urea de mala calidad. Lo mismo que antes .

El Sucre, mucho ruido y pocas nueces.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)