Xavier Basantes

Interesantes logros para el comercio exterior

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 11

Transcurrido un año del acuerdo multipartes con la Unión Europea (UE), hay resultados importantes para la exportación de productos no tradicionales ecuatorianos. En el 2017 crecieron los envíos hacia ese bloque de artículos como plásticos, café, tapices, calzado, mangos, aguacates, fresas o piñas.

Ese ha sido uno los logros en este año, pero también hay otros hechos que abren la posibilidad de mejorar el escenario del comercio exterior en el 2018. En la lista está el reinicio de las exportaciones de camarón y banano hacia Brasil, luego de casi dos décadas de no haber ingresado en ese país, que tiene más de 200 millones de habitantes.

A la lista de oportunidades se añade la reanudación de las exportaciones de arroz a Colombia, luego de 13 años. También se destacan las gestiones para que ingresen de nuevo al mercado ruso los elaborados de pescado y camarón, después de un año de bloqueo, por exigencias fitosanitarias.

En cuanto a los acuerdos comerciales para aumentar la oferta exportable del país está la vigencia del convenio con El Salvador que arrancó en noviembre y la posibilidad de establecer un acuerdo con el bloque EFTA (Suiza, Noruega, Islandia y Liechtenstein), en el primer trimestre del 2018.

En la agenda oficial también se han concretado acercamientos con países como Japón, para desarrollar un convenio de complementación económica o la suscripción de un acuerdo de cooperación comercial con la Comisión Económica Euroasiática.

No obstante, en el balance sigue pendiente el acercamiento con el principal socio comercial: EE.UU. Por el momento hay anuncios de la llegada una misión de ese país al Ecuador. La designación de un nuevo Embajador ante la Casa Blanca, también ayuda en la búsqueda de acuerdos, que van más allá de la extensión de las preferencias arancelarias del SGP.

Si queremos ser más ambiciosos ya es hora de poner más atención a la Alianza del Pacífico. Es hora de dejar de lado los frenos ideológicos para insertar al Ecuador en el mundo.