26 de June de 2010 00:00

La ONU, optimista

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Beatrice Páez

A pesar de la crisis financiera, la tasa mundial de pobreza caerá a la mitad en los próximos cinco años respecto de 1990, según el Informe 2010 sobre los Objetivos de Desarrollo de la ONU para el Milenio, presentado por el secretario general Ban Ki-moon.

Esto quiere decir que 920 millones de personas que ahora viven por debajo de la línea de pobreza mejorarán su condición.

“El crecimiento económico ha sido lo suficientemente robusto como para garantizar que todas las regiones sigan camino a las metas referidas a pobreza”, dijo Francesca Perucci, jefa de la Sección de Planificación y Desarrollo de la ONU (Organización de las Naciones Unidas).

Sin embargo, los progresos son desiguales en África subsahariana, Asia occidental y algunas partes de Europa oriental.

El informe indica que el número de personas que viven con menos de USD1,25 al día cayó de 1 800 millones en 1990 a 1 400 millones en 2005, y el índice de pobreza bajó de 46 a 27%. Estas mejoras fueron en parte impulsadas por India y China, junto a algunos países de Asia oriental, que experimentaron fuertes reducciones en la pobreza.

Los Objetivos del Milenio son una serie de compromisos asumidos por gobiernos en septiembre de 2000, y van desde potenciar el papel de las mujeres hasta reducir la mortalidad infantil. El plazo para alcanzarlos es 2015.

La demora en ciertas metas se debe en parte a que no están entre las prioridades presupuestales de muchos países, “pero también a las dificultades objetivas de los gobiernos que no son capaces de financiar y sostener todos esos cambios a largo plazo”, dijo Perucci.

Sin embargo, otras metas claves, como el empoderamiento de las mujeres, siguen distantes. La inseguridad laboral y la falta de beneficios para las mujeres son problemas propagados, y se exacerbaron por la crisis financiera, alerta el informe.

Proveer saneamiento para 2 600 millones de personas que carecen de él ha sido una meta difícil. Solo la mitad de la población en el Sur en desarrollo cuenta con este elemento clave.

“La buena noticia es que países tan pobres como diversos, como Etiopía, Ghana, Kenia, Mozambique, Malawi, Nepal y Tanzania, han experimentado aumentos en la matriculación escolar primaria tras la eliminación de las cuotas de ingreso”, destacó Olav Kjorven, administrador asistente del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).

Casi la mitad de la población mundial tiene acceso nulo o limitado a electricidad, según PNUD. Se presentó un caso en Nepal. Un proyecto original porque “es parte de un programa de desarrollo comunitario”, dijo el nepalí en la ONU, Gyan Chandra.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)