Miguel Rivadeneira

No más engaños con el IESS

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
2 de April de 2012 00:01

Uno de los problemas estructurales recurrentes ha sido el pago de la deuda del Estado al IESS. Al igual que gobiernos anteriores, el actual no paga pero usa sus recursos, que pertenecen a los afiliados y jubilados. La Constitución señala que el IESS es una entidad autónoma y los fondos y reservas del seguro universal obligatorio serán propios y distintos de los del Fisco y servirán para cumplir con los fines de su creación y sus funciones. Dispone que ninguna institución del Estado podrá intervenir o disponer de sus fondos y reservas ni menoscabar su patrimonio.

Según las cifras del IESS, señaladas en documentos oficiales, el Estado ha vuelto a acumular la deuda más de tres veces (hasta el 2011) de lo que con gran pompa se firmó el convenio en mayo del 2008, que se arrastraba desde la era de los sucres. Se discutieron tanto las cifras que al final se arregló en cerca de USD 890 millones, pero en dos años (a julio 2010) se vuelve a firmar otro convenio de pago por 858 millones, de los cuales el Ministerio de Finanzas transfirió 96 millones por concepto de multas e intereses. En este Gobierno creció notablemente la deuda y asciende al 2011 a 2 790 millones, aproximadamente, cuando ha sido la época de los mayores ingresos, con los precios más altos del petróleo (sobre los cien dólares) y la destacada tarea de recaudación de impuestos del SRI, que crece año a año y ahora llega alrededor de diez mil millones.

Hay preguntas que deben responder con datos concretos y no solo con justificativos. ¿Por qué habiendo pasado dos años el Ministerio de Finanzas sigue con el discurso de que están verificando la información de deuda y cuadrando cifras? ¿Por qué y con qué base legal se convirtió en gasto el 40% de contribución para pensiones en un convenio a 10 años plazo? ¿Qué gestiones han hecho los vocales de los trabajadores y empleadores en el IESS para cobrar la deuda al Gobierno o también alientan acciones políticas y la formación de partidos? ¿Hasta cuándo se repite la cantaleta de que hay registros de 25 años que deben depurarse y no se concreta? ¿Por qué no se ha consignado en el presupuesto del Estado todas las obligaciones que tiene el Gobierno con el IESS? ¿Por qué no consta como deuda interna en los balances y registro del Banco Central y el Ministerio de Finanzas? Pasa el tiempo y se generan nuevas obligaciones, aparte de los 2 790 millones, por concepto de pensiones y salud, que llegaría a 1 040 millones adicionales. ¿Se puede planificar sin tener un balance actuarial actualizado? ¿Qué pasó con la auditoría de Contraloría a la deuda y por qué la Superintendencia de Bancos no actúa con firmeza como ente de control, que incluso hace 10 años, aproximadamente, destituyó a vocales del consejo directivo? ¿Por qué no fiscaliza la Asamblea?