Jorge Ribadeneira

Liga-Aucas, grata historia

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 11

Nossugirió un amigo y, muy obedientes, hoy no estamos para escribir artículos sobre temas antipáticos o miedosos. ¿Qué escribimos, entonces? La sugerencia fue sorpresiva. “Adelantar un clásico Aucas-Liga”. Es decir, un tema que siempre es simpático y que se inició en 1945, con dos empates. Cae bien, además, porque ahora los dos viejos rivales están ubicados en los primeros puestos, algo que satisface a la hinchada quiteña. La Liga se perfila bastante bien y estuvo a punto de ir a los penales frente a River Plate. ‘Papá’ Aucas ya no cuenta con los hermanos Garnica pero su campaña es aceptable. Vamos adelante. A la cancha.

¿Cuál nació primero? Liga. En enero del 2019 se cumplirán 100 años del primer nacimiento del club que hoy se llama Liga Deportiva Universitaria. Nació como un equipo llamado Universitario y encabezado por los hermanos Jácome Moscoso, César y Rodrigo. En sus filas contó con José Luis Castillo y Carlos Andrade Marín, entre otros. El segundo nacimiento, ya como club, fue en 1930, con el excelente puntero derecho y luego abogado Bolívar León a la cabeza. Los dirigentes fueron tres personajes del deporte, Alejandro Pirzio Guerra, Silvio Ortega y Jorge Vallarino Donoso. El primer título de campeón fue en 1932, goleando 4-0 al famoso Gladiador y alineando con Jorge Zapater, arquero, Bolívar León, Jorge Vallarino -futuro alcalde de Quito, entre otros. Volvió a ser campeón en 1952 y desde entonces es gloria del fútbol quiteño, con Rodrigo Negro Paz, Carlos Arroyo y Esteban Paz.

¿Y la historia del Aucas? Comenzó allá por 1937, con un campeonato militar organizado por Galo Plaza Lasso. Con los mejores jugadores, entre ellos Carlos y César Garnica -el hombre del ‘Garnicazo’-, Plaza formó la Selección Militar, que en 1940 pasó a llamarse Titán y fue ya campeón de Quito. En 1945 la empresa Shell -que no encontró petróleo en el Ecuador- dio vida al equipo Aucas. Para ingresar a la primera categoría le exigieron que jugara con el colista. ¿Cuál era el colista? Pues, Liga. El que pierde, afuera.

Aucas formó con Chalmeta Naranjo, Angulo, Lucho Torres, Carlos Garnica, Eloy Mejía, Luis Montenegro, César Garnica, Pedro Acevedo, Guillermo Gavilanes, en fin, la ‘flor y nata’ de la época.

Liga presentó humildemente al arquero Loza, a los futuros ingenieros Germán Dávila Leoro y Antonio Salgado, al movedizo y gritón ‘Omoto’ Alfonso Rodríguez, al chileno Díaz, entre otros.

Sorpresa. El partido terminó empatado 2-2 y no con la goleada que esperaban todos. Se repitió y, pese a que los aucas se burlaban de los chagras lechones, se repitió el 2-2. La directiva dispuso que los dos equipos jugaran en primera. Así, y luego con cinco títulos consecutivos de campeón de Quito para efectos de la historia, nació el Aucas. Después llegó a sus filas Gonzalo Pozo, ‘Pocito’, único sobreviviente de la bella época.

El poderoso Aucas no pudo ganar a la colista Liga. Finalmente, ambos protagonizaron muchos clásicos.

jribadeneira@elcomercio.org