Fernando Larenas

El Foro de Sao Paulo

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 124
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 4

En 1990 el muro de Berlín ya había sido derribado y la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas comenzaba a derrumbarse a una velocidad vertiginosa. En medio de esa coyuntura geopolítica, y en ese mismo año, se produjo la primera reunión entre Fidel Castro y el fundador del Partido de los Trabajadores Lula da Silva, que derivó luego en lo que se conoce como el Foro de Sao Paulo. La idea inicial fue reunir a los partidos políticos de izquierda frente a la nueva coyuntura de un gobierno como el cubano, pero sin el apoyo económico de la nueva Rusia.

El filósofo brasileño Olavo de Carvalho, en su libro ‘Lo mínimo que usted necesita saber para no ser un idiota’, afirma que poco después de esa reunión entre los líderes cubano y brasileño, el Foro logró congregar a más de 100 partidos y organizaciones políticas de izquierda, entre las que señala a las FARC de Colombia. En un principio el Foro era tan pulcro que ni siquiera admitió en sus filas a Hugo Chávez por haber intentado un golpe de Estado contra el socialdemócrata Carlos Andrés Pérez. En uno de los foros, el del 2001, Lula explicó así la exclusión de Chávez: “Yo recuerdo que en el Foro de El Salvador nosotros no permitimos la participación de Chávez. Fue muy difícil, había un proceso de desconfianza entre nosotros muy grande. De todo corazón debo decir que quien más contribuyó para que construyamos (el Foro) fueron los compañeros del Partido Comunista Cubano, que siempre tuvieron paciencia y experiencia para ayudarnos”.

Según un reportaje firmado en la revista Veja por Felipe Moura, en el 2012 Lula recordaba que en 1990, “cuando creamos el Foro de Sao Paulo ninguno nos imaginábamos que en apenas dos décadas llegaríamos donde llegamos. En aquella época la izquierda estaba en el poder solo en Cuba”. El 2011, en otra reunión del Foro, un eufórico Lula decía que la idea de apoyar a los partidos de izquierda de Latinoamérica daba sus frutos con la llegada al poder de varios presidentes de esa tendencia. Porque, explicaba, “había tanta divergencia entre los partidos de izquierda que, por ejemplo, Argentina había llegado al Foro con 13 partidos de izquierda y la única cosa que los unificaba eran los goles de Maradona”.

¿Cómo se ha financiado el Foro? Otro libro sobre el mismo tema ‘El Foro de Sao Paulo: la más peligrosa organización revolucionaria de las Américas’, de la psicóloga e investigadora Graça Salgueiro, señala que en el 2015 se produjo el revés más grande para el Foro con el triunfo de Macri en Argentina y la derrota del chavismo en las elecciones legislativas. En otro capítulo se refiere al financiamiento del Foro y llega a la conclusión que todos sospechan: La constructora Odebrecht, que financiaba campañas políticas para luego ganar contratos que valían hasta 10 veces más que sus donaciones.