25 de March de 2012 00:08

DOBLE DISCURSO CONFUSO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Más allá de la aseveración que intenta mostrar solamente el contenido político electoral -que, por otra parte, es legítimo-, la larga marcha indígena y social elevó a la agenda pública del debate nacional temas profundos.

En una democracia que se respete, y si quiere llamarse tal, la consideración a la opinión ajena y el escuchar tesis distintas a las formuladas desde el poder político es una necesidad imperiosa.

Ser Gobierno supone tener oposición. Estar al frente de importantes responsabilidades políticas demanda generosidad y apertura para otras posturas y visiones político-ideológicas. De esa diversidad se nutre la discusión nacional; cuanto más argumentada y profunda, mejor.

Pero lamentablemente, con motivo de la anunciada marcha por el agua y por la vida en la que confluyeron organizaciones sociales, la Conaie y el Frente Popular y sectores políticos como Pachakutik, el MPD, y hasta antiguos colaboradores de la plataforma de Alianza País, la respuesta oficial fue una campaña agresiva que intentaba descalificar a los marchantes, acusarlos de golpismo y desestabilización.Luego sobrevino un llamado al diálogo de paz, pero la propaganda oficialista, dura y costosa, no cesaba. La contramarcha oficialista del jueves contó con un actor principal: el Presidente.

Hizo incontables discursos en lenguaje estridente en las tarimas para los miles de partidarios movilizados desde distintos puntos del país. En otras calles, miles de marchantes esperaron para hablar en la Asamblea. Discursos, tesis, propuestas y hasta una recepción abierta del titular, que es de Alianza País. Por contraste en la tarima oficial, agresión verbal y confrontación. El doble discurso genera confusión y crispa el mapa político.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)