Walter Spurrier

El crudo marcador

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 2
Triste 4
Indiferente 2
Sorprendido 9
Contento 14

Se preguntan quienes siguen en la prensa detalles sobre el precio de petróleo ¿por qué la diferencia del precio de nuestro petróleo con el marcador, WTI, fluctúa tanto? Por ejemplo, hoy la mezcla de nuestro crudo se está vendiendo como a 82% del valor del WTI, unos USD 9 por barril menos. En junio 2014, el último mes antes de la actual corrida del precio, nuestro crudo se vendió en USD 5 menos, el 93% del valor nominal.

Algunos pretenden ver en un menor diferencial una mejor gestión de venta. Es posible que así sea en algunos casos. Pero el problema no reside exclusivamente en que el precio de nuestro crudo fluctúa erráticamente. El problema también es con el crudo marcador.
No existe un crudo marcador óptimo, con el cual comparar la cotización del nuestro y saber si lo vendemos bien o mal. Sucede que hoy en día la mayor parte de las transacciones de venta y compra de petróleo a futuro son por especulación financiera, y por eso los dos crudos marcadores que se utilizan en los mercados son los escogidos por los dos centros financieros mundiales, New York que escoge el WTI y Londres, el Brent.

Como nuestro principal mercado es en las Américas y en ningún caso Europa, usamos el WTI. Pero se produce poco de este crudo de Texas, y como los EE.UU. es un país importador, el WTI no se transa en los mercados internacionales.

Recientemente, con el florecimiento del petróleo de esquistos, hoy se produce petróleo en zonas de EE.UU a las cuales antes se lo llevaba mediante oleoductos. Ahora tiene que reversarse el sentido del flujo en muchos oleoductos, y de pronto se suceden embotellamientos de crudo que no hay donde colocar, y cae el precio del WTI.

En 2008 el WTI se cotizó a USD 100/barril y el Brent a USD 97. Pero en agosto 2014 el Brent se vendió a USD 102 y el WTI a solo USD 97, justo a la inversa.

El Brent tampoco es una maravilla. Más representativo del crudo del Mar del Norte es el Ekofisk, de Noruega, pero el centro financiero está en Londres y no en Oslo.

Petroecuador ha optado por buscar otro marcador, pero esta vez no un crudo, sino una combinación de crudos amargos que se comercializan en la zona del Golfo de México. Ahora vamos a utilizar este índice llamado ASCI, elaborado por la empresa Argus. Vamos a ganar en cuanto el índice refleja una mezcla de crudos más parecidos a la nuestra, que nos permite hacer seguimiento si el diferencial entre nuestro precio y el del índice se agranda.

Pero no vamos a estar indexados a un crudo de mercado de futuros administrado con la mayor transparencia en los mercados de valores. Esa es la otra cara de la medalla.

Los expertos debaten sobre si este cambio de marcador es un acierto o un error. Par mí no está claro. Habrá que esperar un buen tiempo de usar el ASCI antes de dar una opinión favorable o desfavorable.