Tiempo de lectura: 2' 48'' No. de palabras: 452

Redacción Construir

Los pasamanos son estructuras de seguridad que se  instalan  en los bordes de gradas, terrazas, balcones o puentes.  Sirven como  base de protección y apoyo al momento de  bajar o subir gradas, al apoyarse  en  una azotea   y como seguridad para el paso de los peatones sobre  un puente.

Además, son  establecidos   como  zonas de seguridad porque evitan accidentes de las personas  con algún tipo de incapacidad. 

Si se produce un incendio  dentro de un  edificio, las gradas de seguridad que posee el mismo  deben tener pasamanos presurizados. Estos ayudarán a que  la evacuación  sea rápida y oportuna.

Los pasamanos, por las razones expuestas,  deben ser fabricados con materiales resistentes y de gran durabilidad como el hierro,  el vidrio templado, el aluminio, el acero,  entre otros.

El constructor Julio Borja dice que estos  diseños son muy ornamentales porque se los puede fabricar según el gusto del interesado. Por tanto, los colores, tamaños y diseños son  variados.

La altura de un pasamanos debe ser de 80  a 90 cm desde el piso. Esa altura es   óptima,   porque cumple las  normas de seguridad. Así lo afirma la constructora Diana Samaniego.

El hierro y el acero  son los materiales que más se usan para fabricar estos diseños. La tendencia estética actual es el metal.
 
Basta aplicar  laca acrílica sobre el mismo para su conservación. Este material  soporta la humedad de los ambientes externos. Los de hierro se los puede mantener con pintura anticorrosiva.

El aluminio y el vidrio templado también son materiales resistentes que se utilizan en la conformación de un pasamanos.

Los que son hechos de ladrillo son los más recomendables para espacios externos por su fácil mantenimiento, dice Borja.

Las tendencias arquitectónicas y la preferencia  del cliente definen el diseño y el costo  de un pasamanos. El metro lineal de este elemento hecho en tubería metálica tiene un precio de  USD 70.

En la fábrica Arte del Hierro, el propietario Claver Torres asegura  que el hierro es un material noble  ideal para hacer un pasamanos. Sirve como protección y decoración dentro o fuera de una vivienda. “Es la primera impresión de una casa”, afirma Torres.

El pasamanos hecho de este material tiene  una larga vida. La razón, dice Torres,  es que al fabricar uno de estos elementos se utilizan  varillas de hierro  de 6 mm de espesor. Este material es fuerte y tiene una duración de 50 años en cualquier  ambiente.

Los colores que puede tener una barandilla son varios. Hay rojos, amarillos, azules... El precio de un pasamanos es de USD 200 con instalación incluida.
Califique
2
( votos)