Tiempo de lectura: 2' 47'' No. de palabras: 393

El sector privado intenta explotar de mejor manera el mercado de Estados Unidos, donde la balanza comercial no petrolera es deficitaria (USD -1 720 millones en 2011). El reto es enviar rubros no tradicionales y con precios diferenciados.

Pero depender de la renovación o no de preferencias arancelarias andinas (Atpdea) o de acuerdos comerciales que no llegan son un obstáculo.

Family Food Distributors es una exitosa empresa de ecuatorianos en EE.UU., que logra colocar en perchas los denominados productos de la ‘nostalgia’ dirigidos a la población migrante.

“El crecimiento de empresas como la nuestra está atado a la Atpdea, porque todo ingresa con cero arancel”, dijo Ricardo Castañeda, gerente general de Family Food Ecuador.

Ellos iniciaron hace 10 años con el envío de un contenedor, pero en la actualidad ingresan siete con bienes de consumo de marcas como Harina Ya, La Universal, Toni, etc. Debido a su crecimiento, hace dos años ampliaron sus bodegas en Kearny (Nueva Jersey) de 2 000 a 5 000 m².

Para la empresa de logística INSA, el 35% de sus clientes tienen conexiones con ese país. Según Vicente Ávalos, vicepresidente de INSA, sus operaciones también están ligadas a los beneficios que la Atpdea les genera a empresas que atienden. Aunque, hace un año cuando se suspendió la Atpdea, vio cómo se dinamizó el envío de muestras a otros países.

Para Ricardo Estrada, presidente de la Corporación de Exportaciones e Inversiones (Corpei), las empresas deben salir adelante, aparte de las decisiones de los gobiernos de turno.

Estrada insistió en explorar ese mercado con productos especializados y gourmet, por los que consumidores están dispuestos a pagar más. Ese mercado selecto mueve más de USD 60 mil millones al año en Estados Unidos.

Para promover este tipo de iniciativas, Corpei y la Cámara Ecuatoriano Americana (Amcham) en Guayaquil, organizan la I Feria USA 360°, que se desarrollará en octubre próximo. Ahí se enseñará a medianas empresas cómo hacer negocios allá.

Según Joaquín Carvajal, de la Amcham Guayaquil, es necesario diversificar la oferta exportable al noroeste de EE.UU., donde la penetración es nula.

915 partidas no petroleras fueron exportadas a es destino en 2011. Es decir, 32 más que un año antes, dijo Manuel Echeverría, director de Promoción de Pro Ecuador.

Califique
2
( votos)