Tiempo de lectura: 1' 29'' No. de palabras: 238

El presidente Barack Obama puso en guardia este lunes a sus compatriotas contra la amenaza que representa el ciclón Sandy, una “tempestad grande y poderosa  que podría tener consecuencias desastrosas para el noreste de Estados Unidos.

El mandatario estadounidense, en una corta intervención luego de una reunión con su comité de crisis de la Casa Blanca, también exhortó a los habitantes de las regiones potencialmente amenazadas a que acaten sin dudarlo las directivas de las autoridades locales, en particular en lo relativo a las evacuaciones.

 El presidente de EE.UU., Barack Obama, aseguró hoy que está más preocupado por la seguridad de los ciudadanos ante la llegada del huracán "Sandy" que por su impacto en las elecciones presidenciales, previstas para dentro de ocho días.

"No estoy preocupado por el impacto del huracán en las elecciones. Estoy preocupado por el impacto en la gente de la trayectoria de la tormenta", dijo Obama en una declaración en la Casa Blanca, tras regresar hoy de Florida donde tenía previsto un acto electoral que se canceló por el huracán.

"La prioridad número uno ahora es la seguridad, la elección se ocupará de sí misma durante la semana", agregó el presidente estadounidense, antes de celebrar una reunión con los directores de las agencias de seguridad y meteorología para analizar la evolución del huracán.

Califique
2
( votos)