Tiempo de lectura: 3' 55'' No. de palabras: 634

Una ola de frío polar afectaba ayer a Canadá y al norte de Estados Unidos, con temperaturas de hasta -38° Celsius en Ottawa y Montreal, e incluso de -40 °C en Quebec. En tanto, un fuerte frío llegaba hasta el norte de Virginia (este de EE.UU.).

“Esto es una fuerte depresión de la semana pasada sobre el sur de Canadá, que atrajo una masa de aire frío en las regiones del norte”, dijo a la AFP André Cantin, un meteorólogo del Ministerio de Medioambiente de Canadá. Este frente extremadamente frío se sintió “hasta en el norte de Virginia, donde las temperaturas oscilan entre los 0 y los 2 °C Celsius, lo que parece relativamente leve para los canadienses, pero está haciendo tiritar a los habitantes de ese estado del sur de Estados Unidos”, dijo.

Se espera que sigan registrándose bajas temperaturas en Canadá hasta el final de la semana, con cierta mejoría recién el lunes.

Varias alertas se han emitido tanto en Canadá como en varios estados de Estados Unidos. La empresa de electricidad de Quebec llamó a sus clientes a reducir su consumo en las horas punta, el cual ya batió todos los récords históricos.

Al contrario de lo que suele ocurrir en Europa del Este, Rusia y Polonia, las bajas temperaturas no han dejado muchas víctimas. Una persona sin techo fue encontrada muerta el martes con síntomas de hipotermia en el área de Toronto.

Ayer por la mañana Canadá era el país más frío del mundo, con -43,1 °C registrados en Little Chicago, en los Territorios del Noroeste, y -40,3 °C en Rouyn-Noranda en Quebec, ambos más gélidos que Yakutsk, en Siberia (-38,8 °C).

Como en Montreal, en Nueva York se abrieron muchos refugios para que cualquier transeúnte pueda ingresar durante el día.

En el vecino estado de Connecticut (noreste), el gobernador Dannel Malloy pidió medidas similares, indicando en su página de Facebook que el viento hará que la sensación térmica en la noche sea de entre -17 y -26 °C.

El frío podría ser más duro para los residentes de Nueva York, muchas de cuyas infraestructuras, incluyendo el suministro de electricidad, fueron dañadas por la reciente tormenta Sandy.

Los Andes se derriten

Los glaciares de los Andes en países tropicales se redujeron en promedio entre el 30 y 50% desde los años 70, y amenazan con un devastador desabastecimiento de agua dulce para millones de habitantes de la región, según concluyó un estudio científico publicado ayer. De acuerdo con la investigación, realizada por expertos del Laboratorio de Glaciología y Geofísica de Francia y del Instituto de Investigaciones Geológicas de Bolivia, dichos glaciares se están reduciendo a su ritmo más rápido en los últimos 300 años. Los glaciares de los Andes tropicales proveen de agua fresca a decenas de millones de habitantes en Sudamérica. El estudio incluyó datos de la mitad de todos los glaciares de los Andes y responsabilizó del deshielo a un aumento promedio de las temperaturas de 0,7 grados centígrados, de 1950 a 1994.

Récord de nieve

En Washington todavía se estaba lejos del récord histórico de -26°C registrado el 11 de febrero de 1899, cuando una ola de frío desde Maine (noreste) hasta Florida (sureste) precedió a la Gran Ventisca de 1899. No obstante, el tiempo estaba lo suficientemente frío como para dar escalofríos a los habitantes de la capital.

En la localidad de Erie (Pensilvania), las autoridades informaron de que han recogido más de 40 centímetros de nieve del aeropuerto local, una cifra récord para el mes de enero, según reportó NBC. AFP, EFE

Califique
2
( votos)