Tiempo de lectura: 1' 16'' No. de palabras: 204

Un pescador de los Cayos de la Florida se encontró con una sorpresa al abrir un tiburón que acababa de cazar: en su interior había un feto vivo de tiburón con dos cabezas.

El pescador retiró el espécimen sin igual y los compartió con un grupo de científicos, quienes lo estudiaron y lo publicaron en Journal of Fish Biology.

Michael Wagner, co-autor del estudio realizado por la Universidad del Estado de Michigan, aseguró que es la primera vez que se encuentra un espécimen de estas características en un tiburón toro.

El experto explicó que técnicamente se define como "bifurcación axial", una deformidad que resulta de un embrión que comenzó a separarse en dos organismos, pero quedó incompleto.

Es una extraña mutación que puede ocurrir en diferentes animales, dijo Wagner. "En el medio del proceso de formación de gemelos, se detuvo la división del embrión".

Según el científico, el tiburón de dos cabezas no habría vivido mucho tiempo en su ámbito natural. "Cuando eres un predador, se necesitan movimientos rápidos para cazar a otros peces... y eso sería imposible con esa mutación".

Califique
2
( votos)