La "Internationale Funk Ausstellung "(IFA) de Berlín es una de las ferias de tecnología más grandes de Europa. Foto: AFP

La "Internationale Funk Ausstellung "(IFA) de Berlín es una de las ferias de tecnología más grandes de Europa. Foto: AFP

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (1)

Tecnología

Relojes y teléfonos inteligentes reinarán en la feria IFA de Berlín

Agencia EFE

Relojes y teléfonos inteligentes están llamados a ser las estrellas de la feria de tecnología IFA de Berlín, donde se espera que Sony redefina su estrategia en movilidad, que Samsung y Motorola enseñen sus nuevos relojes circulares y que distintos dispositivos den brío a Windows 10.

El negocio de la movilidad, ya sea en forma de teléfono o de dispositivo corporal, reinará en la IFA, que se celebrará entre el 4 y el 9 de septiembre, y a la que acudirán gigantes del sector como Samsung, Sony, LG, Huawei o Asus.

Las compañías se adelantarán al calendario ferial para anunciar sus novedades en presentaciones que tendrán lugar los días 2 y 3.

Todas las miradas estarán puestas el miércoles en Sony, que se espera que anuncie nuevos teléfonos inteligentes Xperia Z tras un año sin tener novedades para la gama alta.

La tecnológica nipona mostrará entonces cómo responde a los estragos sufridos por un negocio "competitivo", "volátil" y "costoso", en palabras de su consejero delegado, Kazuo Hirai, quien prometió cambios en la forma de gestionar esta división.

Así, de la propuesta con la que Sony acuda a Berlín dependerá en gran medida su supervivencia en el mercado de los teléfonos móviles inteligentes.

Por su parte, los relojes inteligentes compondrán el plato fuerte del menú con el que Samsung llega el jueves a Berlín, ya que este año la compañía tecnológica ha decidido adelantar a agosto la presentación de sus 'phablets' (o 'tabletófonos'), una categoría que solía actualizar cada septiembre en la IFA.

El Samsung Gear S fue una de las novedades que se dio a conocer como antesala a la IFA 2014. Par el 2015, la apuesta también será fuerte en el mercado de los 'wearables'. Foto: AFP

El Samsung Gear S fue una de las novedades que se dio a conocer como antesala a la IFA 2014. Par el 2015, la apuesta también será fuerte en el mercado de los 'wearables'. Foto: AFP

Así, con los Galaxy Note 5 y S6 Edge + ya desvelados, el golpe de efecto vendrá de la mano de tecnología vestible: en concreto, de su primer reloj de muñeca circular que previsiblemente estará equipado con el sistema operativo Tizen.

La prensa especializada espera que también Motorola actualice su reloj Moto 360, el primero que se atrevió con la pantalla circular.

Motorola contará sus novedades en una rueda de prensa conjunta con su empresa matriz, Lenovo, quien al igual que Huawei, Asus o Acer hará un hueco a los dispositivos móviles. La estrategia de LG se centrará, por su parte, en televisores.

También se prevé que hagan acto de presencia en Berlín ordenadores y tabletas equipados con el recién estrenado Windows 10.

La IFA es una de las citas tecnológicas más importantes del año, junto al CES de Las Vegas y el Mobile World Congress de Barcelona.

Casi 1 600 compañías se darán cita a lo largo de 150 000 metros cuadrados en la Berlín Expocenter City.

Quien no estará presente en Berlín es Apple (que siempre anuncia sus novedades al margen de este tipo de eventos), si bien su sombra planeará una vez más sobre la IFA porque ha elegido el 9 de septiembre para desvelar sus nuevas creaciones en San Francisco (EE.UU.).

Aunque Sony, Samsung, Huawei, Asus, Motorola, Lenovo, Acer o LG sean las que acapararán esta semana la atención mediática con sus dispositivos más innovadores, en la IFA se enseñarán productos que van desde lavadoras a enchufes, pasando por bombillas, geolocalizadores, auriculares, afeitadoras o cámaras de fotos. De hecho, en el sitio web del evento, muchos de los nuevos 'gadgets' y aparatos son presentados por Eva, Miss IFA 2015.


En su pasada edición, este evento recibió a 240 000 visitantes, contó con la cobertura de más de 2 500 periodistas especializados y en ella se cerraron acuerdos comerciales por valor de unos 4 250 millones de euros, según sus organizadores.