Tiempo de lectura: 6' 49'' No. de palabras: 1080

Tijeras, hilos de colores, telas, tules y brillos son parte de los disfraces que se usan para celebrar la noche de brujas. La mezcla perfecta del ingenio y la imaginación pueden resultar en diseños atractivos y hasta escalofriantes para esta fecha.

En las manos expertas de diseñadores de modas y costureros se pueden encontrar consejos muy útiles para transformar ropas viejas o telas inservibles en accesorios y vestuarios para asustar en la noche del 31 de octubre.

Los materiales más utilizados para construir el disfraz son las telas coloridas, ropa de diferentes tonos, fómix, hilo, aguja, brillos, creatividad y “lo más importante paciencia”. Es lo que dice Susana Custode, una diseñadora de modas que crea disfraces para todas las ocasiones. Con más de 1 300 modelos diferentes y 2 600 accesorios crea combinaciones tanto para adultos como para niños que se pueden encontrar en el local Mundo Mágico, ubicado en la Carlos Alvarado y Los Álamos en el norte de Quito.

Para comprar un disfraz el precio puede variar dependiendo del diseño y el tamaño del traje van desde los USD 15 hasta los USD 35. También se los puede alquilar a precios que van desde los USD 6 hasta los USD 12. Se pueden encontrar varios diseños en el local de la diseñadora Cristina Salazar, Happy Party, ubicado en la 6 de Diciembre y Mariano Bustamante en el norte de la capital.

ACCESORIOS para complementar el disfraz


Las gafas de varios colores y diseños, estos accesorios pueden combinarse con cualquier tipo de disfraz. Se las puede encontrar con precios entre USD 1,50 hasta USD 4 las más grandes.

Cuchillos de plástico que parecen atravesar la cabeza y otras diademas de formas tenebrosas se hacen juego con los disfraces de Halloween. Su costo va desde USD 0,65 a USD 2.

Los cachos de diablo van desde USD 0, 70. Las pelucas varían entre USD 3 y USD 8 la grande.
Serpentinas, globos de figuras y arañas de adorno se usan como accesorios para complementar el disfraz. Se los puede encontrar con costos que varían entre los USD 0,20 a USD 2.

Todos estos accesorios se pueden encontrar en el almacén Fantasías Vera ubicado en El Inca y 6 de Diciembre o en el local Plenísimo de la San Francisco y Mariano Echeverría.

Bolsas para los dulces de los más pequeños y se encuentran en varios tamaños y materiales con figuras de Halloween. Cuestan desde USD 0,45.

Paso a paso para el disfraz de bruja

Se utiliza tela de dos  colores como negra y morada. Además de un carrete de encaje dorado, tijeras, hilo, elástico y tul para todo el traje.

Lo primero es cortar  la tela del tamaño deseado para una falda y el ancho de cintura. Luego se cose para unir la pieza con el tul que va arriba.

En la camiseta se  pone un retazo de tela morada que se cose en forma de zigzag el encaje dorado para que le dé brillo y contraste.

Se les adjunta tul a las  mangas y elástico arriba para que se sujete el cuello. Se une en la máquina la parte de arriba con la falda terminada.

Se le cose el cierre  en la parte de la espalda y listo.El disfraz de bruja para la noche del 31 de octubre está listo para usar.

Paso a Paso de las caretas de caucho

Látex, guantes, agua, tijeras, una brocha, pintura vegetal y un molde usa desde hace 41 años Vicente Paredes en el Palacio de la Careta para sus más de 200 modelos.

El primer paso es poner agua en el molde de fibra de vidrio de la máscara que se quiere realizar. El molde debe ponerse a reposar para que absorba el agua.

Se le pone el látex con una broca al molde. En un sostenedor se colocan los moldes a 80 grados centígrados en el horno. Pasan 20 minutos y se los saca para que se enfríen.

Cuando el látex se secó y enfrió se puede despegar la máscara que está convertida en caucho del molde que se puede utilizar otras veces con el mismo proceso.

Sin el molde se la deja reposar por unos cinco minutos para que "le dé aire", como dice Paredes. Así se mantiene más fresca para el siguiente paso y sin olor a caucho.

Se la pinta con una brocha y distintos colores. Además, se pegan detalles como pelo de peluche para la barba, el cabello y las cejas. Se deja secar y está lista para usarse.

Otros disfraces fáciles de realizar

Un saco negro y una licra negra son la base del disfraz de calabaza. Encima una camiseta tomate. Para el  sombrero se usa un elástico en el filo con   tela tomate. Para la cara de la calabaza y las hojas verdes del sombrero se cortan triángulos de fómix y se pegan o cosen.

El atuendo de egipcia se   realiza con un vestido color  crema de base en el que se le pegan con silicón un carrete de perlas plásticas doradas.
Para los detalles se usa encaje dorado y tela amarilla para la correa con las perlas doradas.

Locales disfraces

Para alquilar algunos disfraces se puede acudir a algunas de las sucursales de Creaciones Imperio que ofrecen variedad de vestuarios para toda ocasión pero solamente de alquiler. Más información visitando www.megaimpreriodisfraces.com

El Palacio de la Careta se encuentra en la calle Aldana y av. América. Se pueden encontrar varias máscaras de animales, políticos y personajes de las nuevas películas de terror, además de personajes tradicionales como payasos. También patas y manos de varias formas y colores. Para mayor información se puede visitar la página web www.elpalaciodelacareta.com

La Casa del Disfraz también brinda el servicio de alquiler de varios modelos de vestuario. De animales, famosos, entre otros disfraces y varias tallas. El local se encuentra en la calle de los Motilones y av. Florida en el norte de Quito. Más información comunicarse a 244 8213 o al 08 700 2542.

El local de disfraces y fiestas alquilan atuendos de varios personajes conocidos. Además, prestan el servicio de confección de trajes a la medida y de los personajes elegidos. Para mayor información visitar la página www.disfracesyfiestas.com o comunicarse al 08 583 28 72.


Califique
2
( votos)