Tiempo de lectura: 4' 12'' No. de palabras: 664

¿Qué hizo Luis Castillo después de ganar ‘Ecuador tiene talento’? Pues nada. Regresó al hotel donde se hospedaba en Guayaquil (parte de su rutina de humorista es vivir de hotel en hotel desde hace 17 años, cuando se involucró en el teatro de la calle), abrazó al botones -quien vio cada detalle del programa-, subió a su habitación, prendió la ‘tele’ y pasó el resto de la noche viendo comedias.

Hoy por la mañana tomó el terno beige que lució en la gala final del programa, lo colgó sobre su hombro y se trasladó al Estudio 3 de Ecuavisa, en el norte de la ciudad, donde tenía planificadas algunas entrevistas con la prensa. Además debía devolver intacto el traje que le prestaron en utilería del canal.

El taxista que lo trasladó lo reconoció. “Oiga, no tiene idea cómo me cagué de la risa viéndolo… hasta mi señora me quería botar de la casa por tanta risotada”, cuenta como anécdota.

Luis, de 37 años, dice que aprendió en las calles el arte del humor. Creció junto a personajes como Carlos Michelena, Gerardo Caicedo, Fernando Huertas…

Su primera presentación fue en el parque El Ejido, en Quito. Recordó ese momento el domingo, cuando pisó la mini cancha de fútbol que armaron en el Teatro Centro de Arte para su presentación final. “Armé esa presentación porque me gusta el fútbol… Después, cuando recibí el apoyo del público, sentí que cada mensaje era como una propina cuando trabajo en las calles, me dan 50 centavos, 25 centavos, 10 centavos”.

La política, la inseguridad, lo cotidiano son sus elementos. Sus chistes son elaborados con la precisión de un relojero suizo. Improvisa casi de la nada.

Esta mañana, bajo las luces azules y amarillas que probaban los técnicos en el estudio de Ecuavisa, compartió algunos chistes y hasta armó un breve ‘sketch’ para EL COMERCIO.

En medio de la conversación, Paco Cuesta, director del programa, obligó a una pausa. Quería aclarar los comentarios que circularon en las redes sociales sobre la nacionalidad de Luis. Se dijo que era peruano. “Y eso no importa. En el último concurso en Alemania (Das Supertalent) el ganador fue un ecuatoriano”.

  • Vídeo

Luis Castillo (segunda parte)

Disfrute del humor de Luis Castillo, ganador de 'Ecuador Tiene Talento'

Para tranquilizarlo, Luis confirmó que nació en Quito. “Crecí en el barrio San Juan, estudié la escuela Cuba, en el colegio Arturo Borja, tengo una licenciatura en Bioquímica de la Universidad Central…”. “Y si hubieras sido peruano -interrumpe Cuesta- no hubiera sido ningún problema”.

Al ‘realty’ llegó por casualidad. Pasaba por el Teatro Nacional Sucre, en Quito, donde fueron las audiciones y como anécdota cuenta que le pagó USD 10 al guardia para que le llene el formulario. “Recibí el número 2 449, se presentaron 13 000 personas de todo el país y gané el primer lugar”.

Luis asegura que llegó al programa para derribar estereotipos. “No soy el típico ‘man’ rubio, apuesto…”, dice el ‘Apocalipsis’, el ‘chupacabras’, el ‘borrachito’, como lo reconocen en las redes sociales por algunos de los personajes que interpretó y frases que utilizó en sus presentaciones.

Pero también llevó su voz de protesta. “Las alcaldías del país ponen trabas al humor de la calle o teatro callejero. Por qué no le dan un espacio de trabajo seguro en los parques, con capacitación y permisos a los humoristas, con la condición que lleven un mensaje cultural a la gente”.

  • Vídeo

Luis Castillo en Ecuador tiene talento

En la presentación final del programa Ecuador tiene talento, de Ecuavisa. Video: Youtube - Canal: marcev88

Por ahora, su prioridad es reencontrarse con su hijo de 10 años. El niño vive con su madre desde hace cinco años, cuando Luis se separó de ella.

Con los USD 20 000 que ganó tiene varios planes. El primero: ayudar a dos familias de escasos recursos “en todo”. También piensa adquirir una casa, para así no pasar entre La Nauser y El Placer, parte de los hoteles en los que ha vivido por su labor de humorista de la calle.

Califique
2
( votos)