6 de agosto de 2016 09:38

La llama olímpica devuelve la gloria a Vanderlei Lima, el campeón que se quedó sin el oro

El atleta Vanderlei Lima enciende la llama Olímpica. Foto: AFP

El atleta Vanderlei Lima enciende la llama Olímpica. Foto: AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 4
Martha Cordova
Desde Río de Janeiro

Cuando apareció Vanderlei Lima, la gente que copó el estadio Maracaná, gritó de emoción y júbilo. Era él, el maratonista que fue despojado de una medalla de oro en Atenas 2004, quien fue elegido para encender el pebetero de los Juegos Olímpicos Río 2016.

En ese año, la maratón masculina partió desde la histórica ciudad de Maratón donde, según la leyenda, Filípides corrió hasta Atenas para contar a las mujeres sobre el triunfo de los griegos sobre los persas. Al llegar, luego de correr los 42 km, murió. 

Ante esa patriótica actuación, en Grecia, cuna del olimpismo se estableció la carrera de la maratón para el cierre de los Juegos Olímpicos.

En Atenas 2004, Vanderlei Lima lideraba la maratón hasta el kilómetro 36 cuando fue empujado y echado al piso por un irlandés. El público le ayudó a levantarse y volvió a la carrera, pero terminó en tercer lugar.

Por su valor y persistencia recibió la medalla Pierre de Coubertain.
Para los brasileños, el hecho que Vanderlei Lima haya encendido la llama olímpica en Río fue un justo reconocimiento a esa jornada en Atenas.

"Pelé dijo que no podía estar en la ceremonia porque estaba enfermo. Eso cayó mal. Pero Venderlei era el indicado", dijo Juliana, una aficionada que se emocionó al mirar al maratonista.

En cambio, Joao Víctor, un estudiante de veterinaria y voluntario en los Juegos, dijo que se trata de un atleta al que el pueblo lo quiere mucho.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)