9 de August de 2013 14:15

La Serie 4 debuta con un deportivo

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

La variante cupé de la actual Serie 3 de BMW llegará al mercado europeo a partir de octubre, bajo la denominación Serie 4. El cambio de nombre obedece a una estrategia comercial del fabricante alemán con la que busca diferenciarlo del sedán y el familiar, lanzados en el 2011 y 2012, respectivamente.

Tomando como base la plataforma de estos últimos modelos, el nuevo BMW Serie 4 Coupe incorpora modificaciones estéticas que buscan transmitir su vocación deportiva a través de las formas, mucho más agresivas y dinámicas que en sus 'hermanos' de la Serie 3.

El frontal es ancho y poderoso, igual que la parte trasera, en la que se resaltan las líneas horizontales.

[[OBJECT]]

Todas las medidas variaron en relación con el anterior Serie 3 Coupe, que se comercializó desde el 2007. Así, a pesar de que los voladizos delantero y trasero se acortaron ligeramente, la longitud aumentó 26 mm y la distancia entre ejes creció 50 mm.

Esto no solo favorece un comportamiento más equilibrado, sino que permite un mejor aprovechamiento del espacio interior, especialmente en las plazas traseras.

No obstante, el cambio de medidas más notable se da en los ejes, con un aumento de 45 mm en el ancho del delantero y 80 mm en el posterior, lo cual hace que el vehículo tenga más estabilidad y aplomo sobre la calzada.

[[OBJECT]]

Otros puntos en los que los ingenieros centraron sus esfuerzos fue ron bajar el centro de gravedad, aumentar la rigidez torsional un 60% y reducir 25 kilos al peso total.

Para el momento de su lanzamiento, el Serie 4 tendrá tres motores disponibles, dos de gasolina (428i y 435i) y uno de diésel (420d).

Este último es un cuatro cilindros que entrega 184 caballos, mientras que los primeros desarrollan potencias de 245 y 306 caballos, respectivamente.

En todos los casos pueden ir asociados a una caja de cambios manual de seis velocidades o a una automática de ocho marchas.

[[OBJECT]]

Al poco tiempo de iniciarse la comercialización se ofrecerá como alternativa a la tracción trasera el sistema xDrive de propulsión total para las dos variantes de gasolina.

Más adelante, la gama se completará con una mecánica de gasolina más sencilla (420i de 184 CV) y dos motores de gasóleo de seis cilindros (430d de 258 caballos y 435d de 313 caballos).

Partiendo de una versión básica, existirán diferentes niveles de equipamiento opcionales, más lujoso o más deportivos, según las preferencias del usuario.

Como equipo de serie, el vehículo cuenta con la función Auto Start/Stop, recuperación de la energía de frenado, e indicador del momento óptimo para el cambio de velocidades, que contribuyen a reducir el consumo.

[[OBJECT]]

También incorpora servodirección electromecánica con función Servotronic (el grado de asistencia depende de la velocidad) y pantalla táctil multifunción cuyo botón principal se ubica en la consola central.

También estará disponible el kit de personalización M Performance que aporta potencia y torque adicionales al vehículo.

La conectividad multimedia va por cuenta con el sistema BMW ConnectedDrive, que permite que el mecanismo de infoentretenimiento interactúe con dispositivos multimedia externos o teléfonos inteligentes.

La tecnología EfficientDynamics hace un aporte notable a la reducción del consumo y las emisiones.

Fuente: elmundo.es/elmundomotor

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)