12 de julio de 2017 13:05

Un Roger Federer superlativo avanza a semis en su partido 100 en Wimbledon

El tenista suizo Roger Federer celebra su victoria contra el canadiense Milos Raonic el 12 de julio del 2017. Will Oliver/ EFE

El tenista suizo Roger Federer celebra su victoria contra el canadiense Milos Raonic el 12 de julio del 2017. Will Oliver/ EFE

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 7
Agencia DPA

El suizo Roger Federer desplegó hoy un tenis superlativo en la cancha central de Wimbledon para vencer por 6-4, 6-2 y 7-6 (7-4) al canadiense Milos Raonic y clasificarse a las semifinales del torneo.

El siete veces campeón sobre la hierba del All England Club de Londres se medirá el viernes al checo Tomas Berdych, que ganaba 7-6 (7-2) y 2-0 a Novak Djokovic cuando el serbio se retiró por una lesión de hombro. Será la semifinal de Grand Slam número 42 para el suizo. Campeón de 18 grandes, Federer no pudo ser más Federer en su partido número 100 en Wimbledon, el torneo que mejor define al considerado mejor tenista de todos los tiempos.

Lo hizo prácticamente todo a la perfección el ex número uno, que despachó a Raonic en apenas una hora y 58 minutos. Fue prácticamente una hora y media hora menos que el duelo que protagonizaron hace un año en el mismo escenario -en semifinales- y que acabó con un triunfo del canadiense en cinco sets.

El Federer de ahora poco o nada tiene que ver con el que se derrumbó físicamente ante Raonic 12 meses antes. Aquel partido fue el último que disputaría el suizo en 2016, que aparcó la competición desde entonces para recuperarse de sus problemas de rodilla y espalda. Su espectacular regreso en 2017, con títulos en Australia, Indian Wells, Miami y Halle, le colocó como el gran favorito para Wimbledon pese a que llegaba como el número cinco del ranking mundial y a que en menos de un mes cumplirá 36 años. Con su victoria sobre Raonic, Federer alcanzó las semifinales de su Grand Slam favorito sin haber cedido un set, algo que ya hizo en 2006 y 2008. "Estoy encantado por cómo estoy jugando. Siempre se puede jugar un pelín mejor, pero también mucho peor", comentó Federer tras su triunfo.

"Estoy feliz de que mi sueño continúe". Federer le negó a Raonic las cinco oportunidades de break que tuvo, todas en el tercer set, y fue capaz de leer de forma brillante los saques del canadiense, que cuenta con un cañón en su brazo derecho. Wimbledon es el segundo Grand Slam en el que Federer alcanza los 100 partidos. El otro es el Abierto de Australia, donde celebró su centenario en la final de este año ante Rafael Nadal. "No me puedo creer que sean cien partidos, son muchos. Estoy encantado de que mi cuerpo me haya permitido jugar tantos años", comentó el de Basilea, que debutó en Wimbledon en 1999. "Estoy muy feliz por estar aquí en semifinales otro año más". Tan sólo hay otro jugador en la Era Abierta del tenis -desde 1968- que ha llegado a 100 partidos en un mismo torneo de Grand Slam. Es el estadounidense Jimmy Connors, que cuenta con 102 encuentros en Wimbledon y 115 en el US Open. 

En otros resultados, Novak Djokovic abandonó ante Tomas Berdych por una molestia en el brazo derecho. Por si fuera poco, también perdió Andy Murray ante Sam Querrey. 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)