29 de julio de 2015 13:20

Michel Platini, gran favorito a la presidencia de FIFA, pese a ataques de Ali Bin Hussein

Fotografía de archivo fechada el 15 de diciembre de 2014 que muestra al presidente de la UEFA, Michel Platini, durante el sorteo de octavos de final de la Liga de Campeones en la sede de la UEFA en Nyon, Suiza. Foto: Agencia EFE

Fotografía de archivo fechada el 15 de diciembre de 2014 que muestra al presidente de la UEFA, Michel Platini, durante el sorteo de octavos de final de la Liga de Campeones en la sede de la UEFA en Nyon, Suiza. Foto: Agencia EFE

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 3
Agencia AFP

El francés Michel Platini presentó su candidatura a la presidencia de la FIFA, sumida en un enorme escándalo de corrupción, donde será el gran favorito para suceder al Joseph Blatter en la elección del 26 de febrero de 2016, pese a los ataques de otro potencial candidato, el príncipe Ali de Jordania.

Platini, de 60 años, oficializó su decisión en una carta enviada a las 209 federaciones que forman la FIFA y que fue hecha pública por la UEFA, de la que es presidente. "Esta fue una decisión muy personal, y he reflexionado sobre ella de forma cuidadosa", indicó, y agregó que quiere trabajar por "los intereses del fútbol" y llevar a la FIFA "la dignidad y a la posición que se merece".

"Hay momentos en los que debes agarrar el destino con las manos. Y este, es uno de ellos", prosiguió Platini. La decisión del exnúmero 10 y capitán del seleccionado francés es el resultado lógico de una larga serie de hechos que comenzaron el 2 de junio con la dimisión de Sepp Blatter, cuatro días después de su reelección para un quinto mandato al frente de la FIFA.

Adversario principal del suizo de 79 años, al que había aconsejado que se retirara antes de la elección, Michel Platini apareció inmediatamente como el relevo natural al trono ocupado por Blatter desde 1998. Pero, el francés se tomó su tiempo y habló con las diferentes Confederaciones antes de lanzarse a la carrera. Platini ya tiene el apoyo de cuatro Confederaciones, a excepción de África (CAF) y de Oceanía (OCF), según una fuente próxima. Y tiene poco que temer de los candidatos ya declarados.


El cambio de Ali


Pero el dirigente francés ya ha recibido las primeras críticas poco después del anuncio de su candidatura. "Platini no es bueno para la FIFA. Los aficionados al fútbol y los jugadores se merecen algo mejor. La FIFA está sumida en un escándalo (...). La cultura de los acuerdos en los pasillos, bajo cuerda, debe llegar a su fin", declaró el príncipe jordano Ali Bin Hussein, derrotado en la última elección ante Blatter y que había recibido el apoyo de la UEFA.

"La FIFA necesita un liderazgo independiente, libre de las prácticas del pasado", añadió Ali, que tras el anuncio de dimisión de Blatter se declaró "listo" para volver a presentarse, pero que no ha oficializado aún su candidatura. El presidente de la Federación de Libia, Musa Bility, también cargó contra Platini en la BBC: "No representa el cambio, ha sido vicepresidente de la FIFA durante 8 años. No debe suceder a Blatter. Sería inaceptable".

Bility también podría presentarse, pero es desconocido fuera de los círculos africanos. En cambio, Platini recibió el apoyo del gobierno francés. "Tras la tormenta que ha vivido la FIFA, Michel Platini representa una verdadera esperanza para le futbol", declaró el ministro de Deportes Patrick Kanner.

Además del príncipe Ali, otro de los potenciales candidatos, la leyenda brasileña Zico, llamado el 'Pelé blanco' en su tiempo de esplendor, no dispone de ningún peso en el seno de las instancias internacionales. La opción del astro Diego Maradona, quien se declaró interesado, no se sostiene como opción lógica.

Platini también se ha encargado de contar con el apoyo del kuwaití Ahmad al-Fahad al-Sabah, muy influyente en la FIFA y en el COI. Esto podría disuadir de intentar acceder a la presidencia al poderoso surcoreano Chung Mong-Joon, heredero del grupo industrial Hyundai y figura clave del fútbol asiático (exvicepresidente de la FIFA hasta 2011).

La fecha límite para la presentación de solicitudes está fijada para el 26 de octubre, cuatro meses antes del congreso electivo. Cada candidato deberá presentar como aval el apoyo de cinco federaciones de la FIFA (que tiene un total de 209) y una investigación de habilitación será llevada a cabo por la comisión de ética de la FIFA a cada candidato.

Vía libre

Por tanto, la vía parece libre para Platini, aunque todavía tendría que superar dos escollos. El primero, su voto a favor de dar el Mundial-2022 a Catar, bajo investigación de la justicia suiza.

Segundo, los obstáculos que Blatter podría estar tentado de poner en su camino. La elección de la fecha, 26 de febrero, ya es interpretada por el entorno de Platini como una primera maniobra de Blatter, que toma su tiempo para marcharse e influir en la sucesión.

Una derrota del francés parece improbable a día de hoy. A su favor: su carisma, su pasado como jugador de leyenda así como ser el responsable de la buena gestión de la UEFA desde 2007. Su ascenso a la cima del fútbol mundial coronaría un recorrido único.

De orígenes humildes, descendiente de emigrantes italianos, a candidato a la presidencia de la FIFA, pasando por mejor jugador del mundo, seleccionador francés, cabeza visible del histórico Mundial de Francia-1998 y presidente de la UEFA.

En caso de victoria en la FIFA, su tarea no será fácil, deberá reformar y pacificar una institución que se enfrenta al caso de corrupción más grave en su historia.

En la UEFA, Platini se erigió como un hombre de cambio (fair-play financiero, apertura de la Liga de Campeones a clubes de otros países, Eurocopa de 24 equipos...).

Pero una vez que salga de su nido en Nyon, donde suele ser aclamado por unanimidad, deberá enfrentarse con los escollos de la FIFA, sin olvidar las consecuencias de las investigaciones judiciales sobre los procesos de adjudicación de los Mundiales de

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)