18 de April de 2014 14:57

Un Peugeot inspirado en los tiburones

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Peugeot construyó un automóvil que revive la forma artesanal de cómo la marca fabricaba vehículos hace muchos años.

Se trata del prototipo denominado Peugeot Exalt Concept, una berlina que combina el acero bruto con un tejido llamado Shark Skin que, como su nombre lo indica, se inspira en la b tiburones.

Según sus creadores, su apariencia evoca el arte automovilístico francés de los años 1920 y 1930. Pero el uso de este tipo de materiales no solamente es una cuestión de estética sino también de aerodinámica.

Y es que los ingenieros franceses han logrado reducir considerablemente la resistencia al viento. Además, se obtuvieron otros elementos totalmente funcionales y muy destacados como el extractor de aire del paragolpes posterior, la curvatura del techo o los retrovisores perfilados.

No obstante, equipa lo mejor de la tecnología moderna gracias a su motor Hybrid4 de gasolina que entrega una potencia máxima combinada de 340 HP, repartida entre las cuatro ruedas, y que fue desarrollado por el equipo Peugeot Sport.

Este propulsor está asociado a una caja de cambios automática de seis velocidades. Mientras que el motor eléctrico tiene una capacidad de 50 kW que potencian al eje trasero tanto en la fase de motorización puramente eléctrica como en modo híbrido.

También funciona como recuperador de la energía durante la desaceleración.

Como es habitual en este tipo de vehículos, el Exalt también cuenta con un modo exclusivo de gasolina para quienes solo gustan de este sistema de propulsión.

En cuanto a su diseño interior, este prototipo se destaca por la elegancia y sofisticación en cada uno de sus detalles. En el volante se puede encontrar una selección de botones próximos al conductor que busca la mayor eficiencia ergonómica.

Sin embargo, su mayor desarrollo tecnológico es el sistema de tratamiento del aire, llamado Pure Blue. Cuando el vehículo se detiene por completo y está sin alguien a bordo, este mecanismo aplica bactericidas y fungicidas para dejar totalmente limpio el interior.

En el momento en el que el auto vuelve a rodar, la entrada de aire filtra los compuestos orgánicos volátiles y las partículas finas.

Todo esto está complementado con asientos cómodos y elaborados en cuero, sin costuras, que le dan una imagen única al Exalt.

Fuente: www.motorpasion.com

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)