14 de April de 2014 00:02

Los obstáculos exigen fuerza y tenacidad

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

La paciencia, la perseverancia y la tenacidad son las principales características de un atleta de carreras con vallas. Este tipo de pruebas requieren de mucha experiencia y preparación de los competidores que deben prepararse de forma exigente.

La larga y detallada preparación que necesitan los atletas para esta modalidad hace que sean pocos los que se deciden por practicarla.

En Pichincha, por ejemplo, solo siete deportistas entrenan diariamente con obstáculos.

Además de la dedicación al entrenamiento, los vallistas necesitan algunas características físicas: pueden no tener una gran estatura, pero deben tener una cadera alta y un tronco pequeño, unas piernas largas que facilitan el paso de los obstáculos.

También son importantes rasgos mentales como: un nivel de coordinación alto y un dominio de ambas piernas (habilidades motrices).

La preparación para este tipo de deportistas consta de dos partes. Primero, el desarrollar la velocidad en entrenamientos planos y la fuerza física trabajos en arena, agua y gimnasio.

Y, la segunda parte del entrenamiento corresponde a la técnica para pasar las vallas. Lo más importante para esta etapa son los ritmos. Por ejemplo, en los 100 metros deben darse tres pasos entre cada obstáculo y en los 400 entre 17 y 18 pasos entre valla y valla.

Para lograr esta destreza con una técnica depurada se suelen hacer ejercicios en el suelo, en la pared e imitaciones con una valla plástica.

Otro aspecto muy importante es la fuerza psíquica. La concentración que debe tener el atleta para pasar las vallas es primordial para evitar lesiones que van desde traumatismos hasta fracturas óseas en la parte tibial.

Nelson Gutiérrez, entrenador cubano, considera que dentro de las modalidades de esta prueba la más complicada es la de 400 metros. Consiste en dar una vuelta a la pista, pasando 10 obstáculos de 76 centímetros.

La ambateña María Dolores Cobo (fotos), quien lleva dos años y seis meses entrenando en la capital, es una de las deportistas con mayor proyección en esta prueba, en el país.

En la actualidad participa en la categoría juvenil. Pero, en el 2013 estuvo en el Campeonato Mundial en la categoría prejuvenil, en Ucrania, y se ubicó en la posición 16 de esta prueba.

Todavía no ha alcanzado triunfos sobresalientes, Cobo figura, por sus actitudes físicas y mentales, como una deportista con proyección. Es campeona provincial y ha sido seleccionada nacional. Pero, según su entrenador, necesita trabajar con la paciencia que caracteriza a los vallistas.

En el país. Lucy Jaramillo tiene la mejor marca en la categoría absoluta de los 400 metros con vallas. El 24 de junio del 2012, en el Grand Prix Internacional de Cali, logró este tiempo y clasificó a JJ.OO. de Londres.

En el mundo. La rusa Yuliya Pechonkina es la mujer que más rápido ha completado la prueba de 400 metros con vallas. Este registro lo consiguió en Tula, Rusia, en el 2003. Además, fue campeona mundial en la categoría.

56,50 segundos 52,34 segundos.

[[OBJECT]]

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)