21 de junio de 2017 18:07

Un ambiente de fiesta se vive en los exteriores del estadio Rodrigo Paz Delgado

La tarde del 21 de junio del 2017 también se vendieron boletos para el partido de fútbol. Foto: Juan Carlos Narváez/ EL COMERCIO

La tarde del 21 de junio del 2017 también se vendieron boletos para el partido de fútbol. Foto: Juan Carlos Narváez/ EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
Juan Carlos Narváez
Redactor (D)

El ambiente futbolero se tomó las calles del sector de Ponciano, en el norte de Quito, el miércoles 21 de junio de 2017. Los aficionados de Liga de Quito y Barcelona Sporting Club llegaron hasta el escenario deportivo, en donde, desde las 19:15 se jugará el cotejo diferido de la fecha 16 del campeonato nacional.

Cuando restan menos de dos horas para el inicio del partido, en la boletería central del estadio, ubicado en la calle John F. Kennedy, se expendían algunos boletos para la localidad de tribuna en USD 15.

Para este día, la dirigencia del conjunto albo sacó a la venta 15 000 boletos, ya que el resto salieron a la venta ayer, martes 20 de junio.

Los aficionados tomaron este sitio de la ciudad como punto de encuentro antes de ingresar al escenario deportivo. Allí, efectivos de la Policía Nacional, resguardaban la seguridad de los aficionados al igual que los agentes Metropolitanos quienes comenzaron a desviar a los pocos automotores que aún circulaban en la zona.

Pese a la fría tarde quiteña, los aficionados identificados con los colores del conjunto capitalino, se dieron modos para intentar adquirir un boleto. En la reventa, un boleto para la localidad de General se podía conseguir hasta en USD 20.

Se espera estadio lleno para este partido que será dirigido por el árbitro José Luis Espinel y estará asistido por Luis Vera y Douglas Bustamante

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)