30 de August de 2013 15:42

Granollers vuelve a demostrar que tiene siete vidas

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

 "¡Siete vidas!" fue lo que gritó el español Marcel Granollers al sellar hoy su pase a tercera ronda del Abierto de EEUU tras una épica remontada a cinco sets frente al estadounidense Rajeev Ram en otro partido complicado en su paso por el último Grand Slam del año.

"Era un poco la broma, porque el primer día estaba ya medio muerto también, ayer en el doble lo mismo y hoy también estaba muy complicado, pero los tres partidos han caído de mi lado", respondió Granollers en rueda de prensa al ser preguntado por su "grito de guerra" tras ganar a Ram por 3-6, 4-6, 6-2, 6-3 y 7-5.

El catalán, número 43 de la clasificación mundial ATP, veía "difícil ganar el partido" cuando se encontró con un marcador de dos mangas a cero, un momento en el que "no lo veía nada claro", por lo que decidió concentrarse en "en ganar el tercer set, no mirar más allá".

Para ello tiró de un servicio que "mejoró muchísimo" a partir del tercer set, lo que propició que consiguiera firmar 23 puntos consecutivos con su saque y un total de 14 saques directos en todo el duelo. Una vez tuvo en el bolsillo la tercera manga, "el partido volvió a estar bastante igualado".

Entonces comenzó un duelo mucho más igualado que encendió al público de la pista 17 de Flushing Meadows, quienes, si bien animaban más a su contrincante por ser local, "disfrutaban del partido" y le contagiaban "la fuerza que ellos transmiten", lo que "relaja un poquito".

Granollers, que aseguró que cuando "ganas un partido así 7-5 en el quinto también tienes que tener un pelín de suerte", ya había sufrido en su partido de primera ronda del Abierto contra el estonio Jurgen Zopp, al que finalmente se impuso por 6-1, 3-6, 1-6, 6-3 y 6-4.

El siguiente rival del barcelonés será el vencedor del duelo entre el ruso Alex Bogomolov y el estadounidense Tim Smyczek.

"Con quien juegue en tercera ronda es porque se lo merece, porque está jugando muy bien, aquí nadie regala nada. Tengo que centrarme en intentar hacer un buen partido, intentar no pensar en el rival, porque si no juegas bien te vas para casa con quien sea", concluye.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)