12 de April de 2013 12:51

Entre el recuerdo de la 'Séptima' y la maldición en Alemania

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

El Real Madrid afronta su vigésimo cuarta semifinal de Liga de Campeones, ante el Borussia Dortmund alemán, entre el recuerdo del único cruce entre ambos a estas alturas de la UEFA Champions League, el año de la Séptima, y la maldición en Alemania, donde sólo ha ganado un partido en 23 visitas.

Caminos paralelos entre el Real Madrid de la Séptima, cuando rompió una mala racha de 32 años sin conquistar la Champions League, y el que busca la ansiada Décima once años después de su último éxito en la competición más prestigiosa a nivel de clubes.

La misma semifinal en el camino, ante el Borussia Dormund, y un éxito en el recuerdo que se impone a la mala experiencia de la presente temporada cuando se cruzaron en el grupo de la muerte y el conjunto germano fue superior para llevarse el liderato.

Aquella semifinal de abril del 98 dejó en el recuerdo la anécdota de la portería caída en el fondo sur que retrasó hora y cuarto el inicio de la ida en el Santiago Bernabéu, pero por encima el fútbol que pusieron dos jugadores claves para sellar el billete a Amsterdam.

Fueron Fernando Morientes en el Bernabéu y el argentino Fernando Redondo en el Westfalenstadion, ahora llamado Signal Iduna Park. El goleador español invitó a soñar al madridismo abriendo el marcador en un partido en el que puso el broche con el 2-0 el francés Christian Karembeau, futbolista de la clase media que siempre cumplía en las grandes citas.

Como en la presente temporada, el Real Madrid se encontraba en aquel momento sin opciones en Liga. Se jugó su temporada a una carta y acabó saliéndole bien con el triunfo en la final ante el Juventus. Antes superó el examen alemán. Conteniendo el ataque de un Dortmund que se volcó con Moeller, Chapuisat o Heinrich. Amparado en la figura imponente de Redondo en el medio centro para sacar un empate sin goles.

Real Madrid y Borussia Dortmund se han enfrentado seis veces en Liga de Campeones. El balance favorece mínimamente al conjunto español que ha ganado en dos ocasiones, empatado en tres y sólo ha cosechado una derrota.

Fue esta temporada, en la fase de grupos, cuando los de Mourinho encajaron la primera derrota europea de la temporada. Fue inferior a un Dortmund vertical, que explotó su fútbol ofensivo para conseguir el triunfo con tantos de Lewandowski y Schmelzer, que dejaron en nada el tanto que igualaba el duelo de Cristiano Ronaldo (2-1).

En el Santiago Bernabéu el Real Madrid se atascó. Fue a remolque todo el partido hasta que en el último suspiro una falta de Mesut Özil dio el empate (2-2) que dejaba a su equipo con pocas opciones de liderar el grupo pero sí de acceder a octavos de final como segundo.

Entre estas dos eliminatorias hubo otro cruce en la fase de grupos de la Champions 2002-03, con triunfo madridista 2-1 en el Bernabéu y empate a uno en Alemania, cuando Javier García Portillo marcó el gol de su vida en el tiempo añadido para evitar la eliminación del que era vigente campeón.

El próximo 24 de abril tendrá que luchar el equipo de Mourinho en el partido de ida contra una maldición que se ha ido alimentando con los años en competiciones europeas y que se inició en Alemania el 17 de noviembre de 1966 con la primera derrota de una larga lista ante el TSV 1860 Múnich.

En 23 visitas un solo triunfo. El 27 de septiembre del 2000, remontando en dos ocasiones al Bayer Leverkusen para acabar venciendo con un doblete de Roberto Carlos y un tanto de José María Gutiérrez Guti (2-3). En cambio dieciséis derrotas y seis empates dan forma a la maldición alemana que una vez más se cruza en el camino hacia el éxito del Real Madrid.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)