28 de February de 2012 00:04

Oyola y Dreer se convirtieron en ecuatorianos el ‘día del perdón’

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El terno negro de Esteban Dreer lucía impecable y sus cabellos parados brillaban. Ayer, el arquero de Emelec llegó con anticipación al Palacio de Carondelet para engrosar la lista de futbolistas nacionalizados como ecuatorianos.

Dreer estuvo acompañado de su esposa María Medina (argentina); Marcelo Fleitas, DT de Emelec; Pedro Quiñónez, volante azul, y una delegación de dirigentes del equipo eléctrico.

La presencia de los dos futbolistas y del entrenador Fleitas -otro nacionalizado- fue aprovechado por decenas de personas para fotografiarse con estos personajes.

El ambiente ya estaba convulsionado por el intenso movimiento de ayer en la Presidencia. Ayer fue el ‘día del perdón’, en que el presidente Rafael Correa desistió en su juicio contra El Universo y los autores de ‘El Gran Hermano’. Afuera del Palacio, la Plaza Grande aún estaba llena de simpatizantes del Régimen que gritaban “¡reelección, reelección!”.

Dreer y su comitiva ingresaron luego de abrirse paso en el tumulto del acceso al Palacio. El guardameta contó que “el cariño por el país” le motivó a nacionalizarse.

“Me gusta este país. He probado desde el cuy, en Cuenca, hasta los mariscos, en Guayaquil”, dijo Dreer, que el 2011 marcó el récord de 85 partidos consecutivos.

A las 12:15, el personal de la Presidencia autorizó el ingreso de la delegación eléctrica al Salón Amarillo. Fueron los primeros en llegar. 13 minutos más tarde y con el tiempo justo ingresaron el volante Matías Oyola y la delegación de dirigentes de Barcelona, encabezada por Antonio Noboa, que también sorteó a los correístas de la Plaza Grande.

Enseguida, atrás de ellos, ingresaron el ministro del Deporte, José Francisco Cevallos, y Luis Chiriboga, presidente de la Ecuafútbol, seguido de otros ministros.

Con todos presentes, entró el presidente Rafael Correa y rompió el protocolo para abrazar a Oyola, Dreer y los dirigentes del fútbol. Hubo un estrechón de manos con Noboa y Chiriboga. El acto inició con la lectura de los decretos para la entrega de las cartas de naturalización de ambos.

El ministro de Relaciones Exteriores, Ricardo Patiño, dio lectura a los textos de los decretos firmados por Correa. “Cumplen con todos los requisitos establecidos en el Reglamento para la entrega de las cartas de Naturalización por servicios relevantes. El Decreto entra en vigencia a partir de la presente fecha”, dijo Patiño.

El Presidente, que recibió un buzo de Dreer, felicitó a los dos futbolistas y se dio tiempo para recordar que el primer gol de Oyola, en Barcelona, se lo hizo a ‘Pepe Pancho’ Cevallos, en el 2009.

Luego aclaró: “No hay una fiebre de nacionalización de futbolistas. En nuestro Gobierno solo han sido cuatro jugadores”.

En el período de Correa se nacionalizaron por servicios relevantes Luis Guillermo Rivera, Marcelo Elizaga, Javier Klimowicz y Norberto Araujo. Claudio Bieler obtuvo la nacionalidad en un trámite distinto.

Con los decretos firmados, el siguiente paso es la obtención de la cédula para que Oyola y Dreer puedan ser inscritos en la FEF. En todo el trámite se calcula que los gastos superaron los USD 500.

Los jugadores también pueden integrar la Selección si se los llama. “Es un sueño que voy a pelear”, dijo Dreer.


Trámites en espera

El delantero Hernán Barcos todavía realiza los trámites y espera recibir su carta de naturalización. Aún no se conoce la fecha     que concluirá su trámite.

El presidente  de la FEF, Luis Chiriboga, anunció que Barcos está siendo observado por el cuerpo técnico de la Tri. Ellos analizan sus goles en Brasil.
Marcelo Fleitas ,   DT de Emelec, dijo  que en  la semana decidirá si el portero Esteban Dreer atajará el domingo ante Liga (Q).


Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)