25 de March de 2012 00:06

Méndez está optimista ante la lesión

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Deison Méndez mantiene su sonrisa pese al momento difícil que atraviesa por una lesión que lo alejará de las canchas al menos cinco meses. El defensa del Deportivo Cuenca asume con tranquilidad el proceso de recuperación por la rotura del tendón de Aquiles que sufrió el domingo pasado en el partido ante LDU.

Méndez, advierte, es tan solo un mal inicio de año. En los primeros días de enero, el médico del club, Vicente Brito, le detectó hepatitis A. Esa enfermedad lo marginó del plantel durante un mes. Luego, volvió a jugar y, cuando mejoró su rendimiento, sufrió la rotura.

El zaguero esmeraldeño, de 21 años, reconoce que todo futbolista, de alguna manera, tiene que estar preparado psicológicamente para mantener la calma ante estas complicaciones. “Hay que ser paciente y confiar en uno mismo”, dice el ex jugador de Liga de Quito, Espoli, Emelec, Deportivo Quito y de las selecciones nacionales juveniles.

Al ex campeón panamericano Sub 17 le costó asumir la rotura del tendón de Aquiles. Esto porque es la primera vez que soporta una lesión tan complicada. Antes afrontó un esguince de tobillo y un desgarro muscular. Estas lesiones lo alejaron de las canchas por 20 días. Hoy, es diferente. Por eso, a veces, se siente inútil. Para evitar el agobio, viajará a Quito para permanecer con sus familiares.

Méndez fue operado el mismo día que sufrió la lesión. Llegó a Cuenca en el último vuelo, junto a sus compañeros y de inmediato fue trasladado a la Clínica Santa Inés. Dos días después recibió la visita de su ex compañero de Liga de Quito y actual ministro del Deporte, José Francisco Cevallos. “Su presencia fue gratificante. Me animó y me pidió que mantuviera la calma”, cuenta el jugador.

Hoy, una bota de yeso mantiene inmovilizada su pierna izquierda. Esto durará seis semanas. Por eso, Deison se apoya en dos muletas para caminar. Anteayer, el jugador asistió a una clínica para que le limpiaran la herida y el próximo fin de semana se retirará los puntos de la operación. En 45 días se hará una ecografía para saber cómo está el tendón. Posteriormente, empezará la rehabilitación y fisioterapia.

Brito estima que Méndez pudiera empezar sus trabajos físicos y futbolísticos en cuatro meses y medio o cinco meses. “La idea es no acelerar ningún tipo de proceso que pudiera afectar su recuperación. Todo dependerá de cómo se vaya consolidando el tendón”. Los traumatólogos Fernando Verdugo y Esteban Santos son actualmente los especialistas que están a cargo del zaguero central.

El técnico del ‘Expreso Austral’, Luis Soler, confía en que la juventud de Méndez le ayudará a recuperarse pronto. Estima que en seis meses volverá al campo de juego en perfectas condiciones. “Requiere de paciencia, es joven, apenas tiene 21 años. Son circunstancias del fútbol a las que los futbolistas están expuestos”.

Méndez recuerda que se recuperó de la hepatitis A con paciencia, disciplina y responsabilidad. Así, volvió a las canchas antes de lo previsto. Y espera que esto vuelva a ocurrir.

Otros casos
El ecuatoriano  Carlos Tenorio sufrió la rotura del tendón de Aquiles el mes pasado en el Vasco Da Gama de Brasil.

El mediocampista inglés  David Beckham sufrió la misma lesión en el 2010. Por ello, se ausentó del Mundial de Sudáfrica.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)