6 de November de 2013 00:02

El líder que no quería ser capitán

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

[[OBJECT]]La transferencia de la banda de capitán en la Tri de Walter Ayoví a Antonio Valencia fue estratégica. Se dio en una conversación entre ambos con el DT Reinaldo Rueda en la concentración, en los días previos al partido con Colombia en Barranquilla.

En la presentación de los equipos se confirmó esa herencia, que ya había anticipado Christian Noboa en una conferencia de prensa en Quito al decir "ya tenemos a nuestro nuevo capitán", cuando se sentó junto a Valencia. Y así fue, 'Toño' lideró al plantel titular con la cinta y la bandera que suele entregarse al capitán adversario durante el protocolo. Ayoví salió atrás.

Pero aceptar este reto no fue fácil para el 16 de la Tricolor. Al inicio rechazó el pedido del estratega, justamente por ese respeto a Ayoví, quien ha sido el líder del plantel en la cancha desde el 2010 en sustitución de Iván Hurtado y bajo la venia del mismo DT Rueda.

El estratega finalmente lo convenció con el argumento de que lo necesitaba por estrategia y luego como un ejemplo a su trayectoria y profesionalismo. "Colombia saldría con su capitán que juega en Europa y quería que el árbitro viera también a nuestro capitán en ese mismo nivel", explicó Rueda. A partir de ese momento, 'Toño' aceptó la capitanía. La mantuvo en los siguientes tres encuentros hasta concluir con la clasificación al Mundial 2014. Pero siempre está en conversaciones con Ayoví para cualquier decisión en representación del grupo.

Ahora Valencia es el dueño de la cinta en la Selección, pero él no se la cree. Cada vez que interviene en público ante sus compañeros se refiere a sí mismo como "el segundo capitán". Incluso se molesta con sus compañeros que han empezado a decirle: 'capi'. Él les responde: "el capitán sigue siendo Walter Ayoví".

El jugador del Manchester mantiene el respeto ante Ayoví y considera que el jugador del Pachuca mexicano mantiene el estatus de capitán en la Tri. Esto se evidencia incluso en las negociaciones para los premios, adonde acuden los dos en representación del grupo como los principales mediadores.

Sin embargo, empezó a hacer sentir ese liderazgo en la cancha con su desempeño. En el partido ante Chile por ejemplo, corrió hasta Felipe Caicedo -autor del gol del descuento- para sacudirlo y pedirle que reaccionara ante la importancia de ese tanto.

En el vuelo de regreso de Santiago a Quito, Valencia fue uno de los animadores en la nave. Cantó, bailó y motivó a sus compañeros a que festejaran en el pasillo. Su edad (28 años) hace presagiar que continuará como capitán un buen tiempo más. "Para mí es una responsabilidad portar esta cinta de capitán, aunque para mí y para el grupo, Walter Ayoví seguirá siendo nuestro gran líder", admitió el mediocampista amazónico.

Para Rueda, comunicarle su decisión a Ayoví tampoco fue una tarea fácil. Antes de hablar con Valencia, conversó con el 10 de la Tricolor y le explicó los motivos. Le indicó que 'Toño' milita en uno de los clubes considerados grandes del mundo (Manchester United) en relación con el suyo, el Pachuca mexicano. Es decir, la representatividad fue determinante, pues en Colombia el capitán era Mario Yepes, quien actúa en Italia.

En el resto de combinados también se repite esa representación, con referentes de grandes clubes del mundo y eso puede pesar en la presentación ante un árbitro, según la visión del técnico.

Lo mismo ocurrirá en el Mundial de Brasil 2014 y por ello el cuerpo técnico buscó desde entonces demostrar que Ecuador también está en otro nivel con sus jugadores.

Finalmente, la nueva capitanía fue receptada positivamente por el resto de seleccionados. Jefferson Montero, compañero de habitación de Valencia en las concentraciones, confesó que lo admira desde que inició su carrera. Además, recibe sus consejos.

Con Luis Checa, defensa de Deportivo Quito, convocado para los últimos dos partidos de las eliminatorias se dio un hecho curioso y poco habitual entre seleccionados. El se tomó una fotografía con 'Toño' en el viaje de regreso, tal como lo hace un aficionado.

Tras la gráfica, el corpulento zaguero del Deportivo Quito lució sonriente y feliz, demostrando su admiración y respeto por el nuevo capitán del equipo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)