19 de December de 2010 00:00

Inter goleó y se quedó con el título mundial

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Abu Dabi.

El Inter de Milán sumó ayer un nuevo título internacional a su palmarés, al consagrarse campeón del Mundial de Clubes tras vencer por 3-0 al Mazembe del Congo.

El macedonio Goran Pandev (12’), el camerunés Samuel Eto’o (16’) y el francés Ludovic Biabiany (85’) marcaron los goles del equipo italiano, que encontró algún consuelo tras una temporada irregular en la Liga italiana.

Inter alzó así su quinta corona en este año, en que ganó la Liga de Campeones de Europa, la Copa Italia, la Liga Italiana y la Super-copa de ese país.

Tan amplia resultó la superioridad del equipo dirigido por el técnico español Rafael Benítez, que antes de los primeros 20 minutos de juego estaba arriba en el marcado por 2-0, gracias a los goles prematuros de Pandev y Eto’o.

La fragilidad defensiva del equipo congoleño se reveló en el gol inicial, cuando Pandev burló fácilmente a los dos defensores centrales para vulnerar el arco defendido por Muteba Kidiaba.

Los errores de la zaga africana se repitieron en el segundo tanto, convertido por Eto’o, quien no tuvo obstáculos para girar en media vuelta dentro del área y sacar un potente remate.

Poco después, en el minuto 24, el delantero argentino Diego Milito desperdició la oportunidad de marcar el tercer tanto del Inter. Luego de superar la trampa del ‘off side’ quedó solo frente al meta Kidiaba, pero su remate impactó contra el cuerpo de este.

A los 43’, Milito tuvo otra oportunidad para anotar, pero el arquero volvió a bloquear su disparo.

Ante las constantes arremetidas del Inter, el Mazembe trató de aplicar en el campo su velocidad y su fuerza física. No obstante, sus evidentes limitaciones incluso rayaron en lo grotesco, como cuando el delantero Dioko Kaluyituka fingió un penal a los 30’ y fue amonestado, desatando risas entre los jugadores del Inter.

En el segundo tiempo, el Mazembe se jugó una última carta al meter un tercer delantero a la cancha (Nwanko Kanda). Pero la estrategia no le funcionó, pues nunca llevó peligro al arco del brasileño Julio César.

A los 85’, cuando Mazembe había bajado los brazos, Biabiany se encargó de sellar la victoria del cuadro milanés, tras una oportuna habilitación del volante serbio Dejan Stankovic.

Inter tuvo en el arco a Julio César; a sus compatriotas Maicon y Lucio, al colombiano Iván Córdoba y al rumano Christian Chivu en la defensa; los argentinos Javier Zanetti, Esteban Cambiasso y el brasileño Thiago Motta en su línea central; y a Eto’o, Pandev y Milito en el ataque. Así, Benítez plantó un inédito 4-3-3, con tres atacantes en la alineación.

En el segundo tiempo, el entrenador español decidió algunas sustituciones: a los 54’ hizo entrar a Stankovic y a los 70’ mandó en campo al francés Biabiany por Milito, cuyos remates al arco rival fueron poco afortunados.

Todo terminó en una gran fiesta para Inter cuyo capitán, Zanetti, levantó el trofeo como señal de la culminación de un año en el que el equipo italiano solo falló en la definición de la Supercopa Europea ante el Atlético de Madrid.

El Mundial de Clubes fue el único de los cinco títulos obtenido bajo la dirección de Benítez.

Abbondanzieri se despidió con el tercer lugar del Inter de Brasil

El arquero argentino Roberto Abbondanzieri le puso punto final a su carrera futbolística al jugar los 15 minutos finales del partido en el que su equipo, el Internacional de Porto Alegre venció por 4-2 al Seongnam Ilhwa de Corea del Sur y logró el tercer puesto del Mundial de Clubes.

El ‘Pato’, como se conoce popularmente a Abbondanzieri, reemplazó al titular Renan, con quien se saludó efusivamente, y recibió los dos goles que marcó el colombiano Mauricio Molina en el descuento del Seongnam.

Abbondanzieri comenzó su carrera en Rosario Central (1994-96) y luego vistió las camisetas de Boca (1996-2006 y 2009-2010) y Getafe de España (2006-2009), antes de desembarcar en el Internacional hace menos de un año.

Su ciclo más exitoso fue en Boca, club con el que logró 14 de los 17 títulos que tiene a su haber. Fue campeón con Central de una Copa Conmebol; con Boca de cuatro Copas Libertadores, dos Intercontinentales, dos Copas Sudamericanas, una Recopa y seis títulos locales; mientras que en el equipo brasileño ganó un torneo local y la última edición de la Copa Libertadores.

Abbondanzieri también fue el arquero titular del seleccionado argentino en el Campeonato Mundial de Alemania 2006.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)