5 de October de 2012 00:03

Ibarra será la primera estación en el largo vía crucis del Aucas

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Fue el día de los discursos de motivación en Aucas. En el último entrenamiento realizado ayer en el estadio de Chillogallo, en el sur de Quito, se buscó contagiar calma, confianza y optimismo.

Ramiro Gordón, presidente del club, y Julio Asad, DT del plantel, se pararon ante los jugadores para inyectar fe con sus palabras.

El primero fue Gordón. Antes de empezar el entrenamiento se paró frente a todos y les pidió duplicar sus esfuerzos para terminar primeros luego de las 10 fechas que habrá en esta etapa.

El dirigente admitió que Anaconda (Orellana), Águilas (Santo Domingo), Estudiantes del Azuay (Cuenca), Cuniburo (Pichincha) y Pilahuín Tío serán huesos duros en los partidos de ida y vuelta.

El equipo oriental debuta esta noche en el torneo ante Pilahuín Tío en el estadio Olímpico de Imbabura, a las 19:00.

Por eso, la práctica de ayer estuvo algo cargada de tensión. El ‘Turco’ Asad y su cuerpo técnico, por ejemplo, fueron celosos de que se filmen los trabajos.

Cuando Asad miró a un reportero gráfico se le acercó a pedirle que no grabe ninguna imagen de las jugadas en pelota detenida.

En cada tiro libre y de esquina, se repitieron las jugadas hasta cinco veces. “No quiero espías. Entiéndame que estamos por empezar la etapa clave del torneo y los ensayos de laboratorio son fundamentales”, dijo el DT.

El argentino admitió que en la práctica futbolística de 40 minutos, su equipo no estuvo fino en el manejo de la pelota. Jugadores como Wellington Sánchez se equivocaron en la entrega del balón. Especialmente en los pases a profundidad cuando atacaron.

Asad y su asistente técnico Leandro (hijo del DT) notó que los errores ocurrieron, en parte, por la ansiedad. La práctica de ayer se cumplió con la presencia de unos 30 hinchas en las gradas.

Gordón estuvo conversando con un grupo de auquistas. Allí contó que no puede viajar con el equipo por recomendación médica. En cambio, Asad, al final del trabajo, también dio un discurso buscando motivar a sus dirigidos. Pidió dejar de lado el interés por el premio económico e insistió que el orgullo de ser campeón no tiene precio económico.

Se emocionó cuando relataba cómo consiguió los títulos en el Olmedo, el 2000; en el Deportivo Cuenca, el 2004 y en el fútbol de Arabia Saudita, el 2008.

La ilusión de Asad es completar su colección de títulos en el fútbol ecuatoriano. Posee títulos de la Serie A, con Liga de Quito, en la Serie B (2001) y sueña con el título de Segunda con Aucas.

Jaime Iván Kaviedes estará entre los suplentes y es una de las alternativas del entrenador.

Tags
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)