20 de April de 2014 16:50

El extraño partido de la Tricolor B contra ¿Resto de América?

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

No queda totalmente claro para qué se realizará el rocambolesco partido entre la Tricolor B y los heroicos extranjeros que Dios ha desperdigado por Ecuador en esta temporada.

¿Para que Quito, siempre fiel con Selección en las eliminatorias, se despida del equipo mundialista? Mmm, no porque el plantel que irá a Brasil es otro… ¡menos mal!

¿Para probar más de cerca determinados jugadores como Carlos Tenorio o Daniel Angulo? Mmm, no porque Reinaldo Rueda, tan científico, conoce exactamente cuánto corren, cuánto saltan y de qué son capaces cada uno de los convocados.

Ya tomó la decisión. ¿Para probar a los tricolores alternos con un equipo exigente? Mmm, no porque el rival es un invento, un pastiche, un sancocho que recién se reúne y que no puede llamarse Resto de América, como pomposamente se lo ha bautizado.

Lo ideal era, por supuesto, que el equipo mundialista se juntase, se moviera y reconfirmara ideas, planes y metas con un esparrin adecuado. La realidad, en cambio, conspira en contra de Ecuador y otras selecciones, pues los clubes están rematando sus temporadas y no soltarán a sus figuras.

Y como nadie en sus cabales subirá a Quito en vísperas del Mundial, quizás hubiera sido mejor pactar un juego con Bolivia, un examinador respetable y exigente que no tendría problemas en jugar en el Atahualpa.

Este  partido es un acto social. Servirá ante todo para las proclamas, la retórica y el cultivo de lo hagiográfico que tanto nos seduce cuando se habla de la Selección.

Y, para los quiteños, será una oportunidad para ir al Atahualpa y ver el primer partido de una Tricolor sin mallas. Habrá buenos goles y esas jugadas que suelen dejar los partidos entre amigos. Eso es todo. Parafraseando a Alberto Plaza, no pidan más de lo que pueden dar.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)