28 de June de 2012 00:02

España rumbo al paraiso

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

‘Míster, prefiero tirar el quinto penal, que es el que nos va a dar la victoria”, afirmó Cesc Fábregas antes del lanzamiento de los penales de la semifinal de la Eurocopa.

Dicho y hecho: el ‘falso nueve’ ejecutó la pena máxima y la ‘Furia’ pasó a la final de la Eurocopa.

España avanzó a la instancia decisiva y superó a Portugal en la semifinal del torneo continental después de que Fábregas anotara el quinto y definitivo penal de una agónica tanda.

Como hace cuatro años, la Selección ibérica superó una eliminatoria con un penal final marcado por ese mismo jugador. Entonces, la víctima fue Italia.

Vicente del Bosque, seleccionador español, desveló al final del encuentro la frase de Fábregas, que sin duda ya comienza a ocupar un lugar importante en la historia del fútbol español. Fábregas quería tirar “el penal de la victoria”. Y puso el balón junto al palo derecho, lejos del alcance de Rui Patricio, que acometió un esfuerzo infructuoso.

Fábregas marcó con la frialdad de un pistolero que gana cualquier duelo. Sin titubeos. Aunque no sea un especialista en su club ni en la Selección, sí se ha acostumbrado a marcar los definitivos, los que valen pases. No solo eso, sino que la tanda de penales incluyó otro momento especialmente llamativo. Ocurrió en el cuarto penal, cuando Sergio Ramos se fue al punto fatídico y tiró‘a lo Panenka’.

Del Bosque no tuvo dudas sobre la confianza de Ramos en la tanda de penales: “Vio que Rui siempre iba a un lado y optó por una acción parecida a la de Pirlo. Está de moda ahora. Me ha encantado, sobre todo cuando ha entrado”. Del Bosque pronunció estas palabras sin sonrisas, por lo que no se sabe si el seleccionador español estaba disgustado o no. La tanda de penales fue más propia de una película de Alfred Hitchcock, maestro del suspenso, que de un partido de fútbol.

Así, España logró sobreponerse a un error inicial de Xabi Alonso, su mayor especialista.

Luego se produjo otro hecho poco corriente. Bruno Alves se fue a lanzar el tercer penal de Portugal y tuvo que retroceder segundos después, cuando le avisaron que debía ser Nani el ejecutor. No se sabe si esta situación añadió tensión a Alves, pero lo cierto es que el central erró el siguiente lanzamiento de su Selección y luego Fábregas decidió el ganador.

Íker Casillas también fue uno de los héroes de España. El arquero del Real Madrid mostró sus condiciones en esta suerte al repeler el lanzamiento del portugués Joao Moutinho, en la tanda de los penales.

Casillas se congratuló por la clasificación de una Selección que hace historia en la última década. El equipo de Vicente del Bosque no se baja del paraíso: ganó el último Mundial y es el campeón vigente de la Eurocopa.

“Después del partido de cuartos dije que estábamos haciendo historia y ahora lo seguimos haciendo. Esperemos que la gente se quede con este momento y que nos recuerde de por vida porque, ¿quién nos iba a decir que en cuatro años estaríamos haciendo tantas cosas por el fútbol español?”, afirmó el golero.

“Siempre he dicho que los penales son una lotería. Quizás no hemos empezado bien con el penal de Xabi, pero luego tuve la suerte de adivinar el de ellos y recuperarnos”, dijo el guardameta.

Los jugadores decidieron que Ronaldo remate al final

Cristiano Ronaldo aseguró que España ha tenido suerte en la tanda de penales de las semifinales de la Eurocopa y que la decisión de otorgarle la responsabilidad de un posible quinto penal fue del entrenador, del grupo y de todos.

El jugador estelar del equipo portugués estaba destinado a ejecutar el quinto disparo de la serie, pero se quedó con las ganas de hacerlo, ya que España definió el partido justo antes de su turno. “Fue una decisión del grupo, del entrenador, de todos. Los que patearon, lo hicieron bien y los penales son así.

Así, el gran especialista portugués, se quedó sin lanzar el penal. No hizo falta. El destino de su Selección ya estaba sellado.


El ojo del técnico

Ernesto  Guerra
Ex entrenador

España pasó gracias a Íker  Casillas  

El cotejo entre España y Portugal fue apretado. Los dos técnicos pusieron un seguro en el medio campo y en la  defensa y, por  eso, el pase a la final de la Eurocopa se definió   en la tanda de penales. Me gustó mucho el partido porque fue limpio, sus  protagonistas cometieron pocas faltas. Sin embargo,  creo que  España se llevó el boleto a la gran final por que el arquero  Íker Casillas desvió el balón tras adelantarse  1 metro de la línea del arco. Esto sin que  el árbitro  se diera  cuenta. Pese a la derrota no tengo nada que  recriminarle a  Portugal. Lo único que me dejó un mal sabor de boca  fue la oportunidad que desperdició Cristiano Ronaldo de anotar en el arco de Casillas.

Tags
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)