12 de December de 2011 00:05

Deportivo Quito toma ventaja y se encamina hacia el título

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Deportivo Quito tuvo tres virtudes que facilitaron ayer su triunfo por 1-0 en la primera final del Campeonato Nacional contra Emelec: la precisión en el traslado y entrega de la pelota, la presión al rival en su propia cancha y la marca en el medio campo.

Pero a más de esas fortalezas colectivas, tuvo también una individual. El delantero Fidel Martínez se constituyó ayer en la figura del equipo de la Plaza del Teatro. No solo por el tanto que anotó a los 29 minutos, sino también por su habilidad y proyección hacia el ataque.

Martínez, junto a Luis Fernando Saritama, fueron determinantes durante los 90 minutos. La disposición del técnico Carlos Ischia para ellos fue que insistan en llegar al arco rival, ejecutando cambios de frente para desarticular a la línea de tres defensores que planteó el estratega de los azules, Marcelo Fleitas.

De esta forma llegó el gol de Martínez que le otorga al Deportivo Quito una mínima ventaja de cara a la segunda final del torneo nacional. Ese cotejo se jugará este sábado, a las 12:00, en el estadio Olímpico Atahualpa.

Pero el tanto de los capitalinos tuvo también la complicidad de los zagueros azules y del arquero Wilmer Zumba.
Gabriel Achilier, Eduardo Morante y Óscar Bagüí se quedaron estáticos esperando a que el juez de línea levantara la banderola por una posición adelantada que no existió. Martínez ingresó sin marca al área, ejecutó un tibio remate que pasó entre las manos del arquero eléctricos.

[[OBJECT]]

Fleitas quiso ayer sorprender a Ischia. Contrario a lo que había ensayado durante la semana en los entrenamientos, alineó desde el inicio del partido a Enner Valencia, Marcos Caicedo y Óscar Bagüí. Dejó en la banca de suplentes a Ángel Mena , Fernando Gaibor y José Luis Quiñónez.
Pero Fleitas terminó sorprendiéndose a sí mismo y a la hinchada millonaria. Además, desperdició 45 minutos de juego.

En el primer tiempo Emelec empezó dominando el compromiso. Pero al Deportivo Quito le bastaron apenas dos minutos para asentarse en la cancha.

Emelec había intentado tomar la iniciativa del partido, pero sus imprecisiones y la falta de conexión entre la línea de volantes y los delanteros provocaron que los intentos por inquietar el arco defendido por Marcelo Elizaga fueran únicamente eso, intentos.

Los chullas apelaron al contraataque. Desde la zona técnica, Ischia pidió constantemente a sus jugadores que privilegiaran la marca y que al mínimo descuido del rival intentaran gestar opciones para ponerse en ventaja.

Pese a que Emelec tuvo la pelota en su poder más tiempo que el Deportivo Quito, en la primera etapa, le costó llegar al arco contrario con jugadas hilvanadas desde sus volantes de creación. Por eso apeló a los remates de media distancia y a las jugadas con balón detenido. Pero este recurso tampoco dio resultados.

Los chullas tuvieron dos virtudes: primero fueron precisos en el traslado de la pelota y presionaron a los eléctricos en su propia cancha. Así lograron anular a Édison Méndez y a David Quiroz, los mediocampistas encargados de conducir el juego ofensivo de los millonarios.

Con Méndez y Quiroz anulados por completo del partido, los delanteros de Emelec pasaron desapercibidos. El uruguayo Nicolás Vigneri, por momentos, se vio obligado a bajar hasta la mitad de la cancha para recibir la pelota. Caicedo tampoco fue el aporte ofensivo que esperaba Fleitas.

[[OBJECT]]

Emelec terminó el partido jugando más con el corazón que con la razón. Sin un sistema táctico y planteamiento claramente definido. En su afán por lograr el gol del empate, atacó incluso con sus defensas y apeló a los pelotazos al área.

El cuadro azulgrana, por su parte, decidió defenderse y precautelar la ventaja en el marcador. Prueba de ello fue que no generó acciones de peligro.

La  figura

Fidel Martínez fue un dolor de cabeza

El delantero del Deportivo Quito fue el más hábil y dinámico de su equipo. Fue un dolor de cabeza para la zaga azul, especialmente para los defensas Gabriel Achilier, Eduardo Morante y Óscar Bagüí.

La contrafigura

Wilmer Zumba fue cómplice en el gol chulla 

El  arquero millonario no logró contener un tibio remate de Fidel Martínez. La pelota pasó entre sus manos. Zumba no fue una garantía en el arco de su equipo. Se mostró nervioso en varias jugadas del partido.


CURIOSIDADes

El delantero  argentino Maximiliano Bevacqua es atendido por uno de los médicos del Deportivo Quito después de sufrir  un corte en su cabeza. Tras varios minutos  regresó a la cancha con un vendaje.   

Los hinchas de Emelec hicieron fila  fuera del estadio George Capwell desde las 06:00. Las puertas del escenario se abrieron a las 12:00,  y a las 14:00 todas las localidades estaban completamente copadas.    

El arquero Marcelo Elizaga fue abucheado por la hinchada de Emelec cuando  entró al campo de juego a calentar antes del inicio del partido. El guardameta respondió con aplausos la reacción de los seguidores azules.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)