14 de December de 2011 11:55

Barcelona renació, Vettel confirmó y Djokovic sorprendió en 2011

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El Barcelona y su estrella argentina Leo Messi, Sebastian Vettel, Novak Djokovic, los All Blacks neozelandeses, Casey Stoner y Cadel Evans son algunos de los nombres que brillaron en el mundo del deporte en un año 2011 de transición hacia los Juegos Olímpicos.

El equipo catalán fue el gran triunfador a nivel futbolístico, ganando la Liga de Campeones, derrotando en la final de Wembley al Manchester United (3-1) , en un encuentro en el que Messi marcó el segundo gol y fue elegido hombre del partido.

Pero esa brillantez de Messi no tuvo continuidad en la selección argentina, como demuestra la eliminación de la albiceleste en cuartos de final de la Copa América jugada en su país, en que cayó eliminada ante Uruguay en los penales, en el camino de la Celeste al título.

El Barcelona recuperó el cetro de la Liga de Campeones que había logrado en 2009, después de que en 2010 se viera sorprendido por el Inter, entonces dirigido por el técnico portugués José Mourinho, que ganó el torneo tras eliminar en semifinales a los azulgranas.

El otro gran triunfador del año 2011 fue el tenista serbio Novak Djokovic, que acabó con el reinado del español Rafa Nadal y del suizo Roger Federer, las grandes estrellas de las últimas temporadas.

Djokovic se colocó como número uno mundial el 4 de julio en una temporada en que ganó tres de los cuatro torneos del Grand Slam (Abierto de Australia, Wimbledon y US Open) , cediendo a Nadal el triunfo en Roland Garros, en que el mallorquín se hizo con su sexto título parisino.

El serbio, además, ganó un total de diez torneos, derrotando en seis finales a Rafa Nadal, incluido Wimbledon y el US Open.

El otro gran dominador de la temporada fue el piloto alemán Sebastian Vettel, de la escudería Red Bull, que logró 11 victorias y 15 pole positions en 19 grandes premios, haciéndose con facilidad con su segundo título mundial.

También en automovilismo, el francés Sebastian Loeb se hizo con su octavo título mundial en rallies.

En la temporada de ciclismo, la sorpresa la dio el australiano Cadel Evans, que sorprendió a los hermanos luxemburgueses Andy y Franck Schleck y al español Alberto Contador, en una temporada en que también se llevó el Tour de Romandia y la Tirreno-Adriático.

Las otras dos grandes carreras por etapas, el Giro de Italia y la Vuelta a España, las ganaron respectivamente los españoles Alberto Contador y Juan José Cobo, mientras que el Mundial de ciclismo en ruta se lo llevó el británico Mark Cavendish.

Otro australiano, Casey Stoner, ganó el título de MotoGP en el Mundial de motociclismo, su segundo entorchado tras el logrado en 2007.

Oceanía tuvo un año bastante bueno ya que los All Blacks neozelandeses lograron su segundo título mundial de rugby al derrotar en la final a Francia por 8-7.

En atletismo, el jamaicano Usain Bolt, con su doblete en 200 metros y 4x100 y récord en los relevos (37.04) , y los kenianos con su dominio en la pruebas de fondo dieron brillo al Mundial de Daegu, en Corea del Sur.

Bolt era la estrella esperada e hizo temblar los cimientos del Mundial cuando fue descalificado en la prueba de 100 metros por una salida en falso, aunque tuvo la tranquilidad de recuperarse y tomarse la revancha con un doblete en las otras dos pruebas en que participó, batiendo el único record en el Mundial.

El velocista jamaicano no repitió el triplete de medallas logrado en los Juegos Olímpicos de Pekín-2008 y en el Mundial de Berlín-2009, pero ese doblete, el récord del mundo del relevo y su exhibición en la final de 200 metros, con la cuarta mejor marca mundial de todos los tiempos (19.40) , indicó que aún no estando al 100% es el rey de la velocidad.

La salida falsa de Bolt en 100 metros permitió ganar a su compatriota Yohan Blake, de apenas 21 años, en un aviso de que el recambio generacional para Bolt en Jamaica está asegurado.

El otro gran protagonista del Mundial, además de Bolt, fue el sudafricano Oscar Pistorius, un atleta con las dos piernas amputadas, que corre con unas prótesis, unas láminas de fibra de carbono,

Era el primer paralímpico en participar en un Mundial de la IAAF, consiguiendo ser semifinalista de 400 metros y participando en el relevo 4x400 del equipo de Sudáfrica en semifinales, por lo que ganó una medalla de plata, aunque no participara en la final.

El estadounidense Ryan Lochte fue el protagonista del año en natación, con seis medallas, cinco de ellas de oro, en el Mundial de la especialidad en la ciudad china de Shanghai, donde también logró el primer récord mundial en piscina larga desde la prohibición en 2010 de los 'superbañadores' de poliuretano, en los 200 metros estilos (1:54.00) .

En baloncesto, Dirk Nowitzki y los Dallas Mavericks se hicieron con el título de la NBA derrotando en la final a Miami Heat.

Los Mavericks ganaron 4-2 la serie al mejor de siete partidos, devolviendo la moneda al Heat, que le había vencido por igual cifra en la final de 2006.

Fue éste un año preolímpico en que muchos deportistas estaban ya pensando en Londres-2012.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)