12 de March de 2013 00:03

Barcelona necesita tres goles de ventaja para clasificarse directo

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

El capitán del Milan, Massimo Ambrosini, advirtió que su equipo afrontará el partido ante el Barcelona, en la vuelta de octavos de final de la Liga de Campeones tras el 2-0 en San Siro, con "un cuchillo entre los dientes". Los lombardos tienen "mucho que perder, pero también mucho que ganar".

"Estamos en una posición buena, pero el porcentaje para pasar la eliminatoria está igual. La diferencia es positiva, pero es un resultado que tampoco nos deja jugar sin pasar peligro", admitió en conferencia de prensa en el Camp Nou.

El técnico del Milan, Massimiliano Allegri, en cambio indicó que "el de la ida (2-0 a favor de su equipo) no es un resultado que nos salve del todo. Mañana (hoy), para pasar a cuartos de final deberemos hacer un gran partido. Ante Barcelona no se puede estar tranquilo".

El DT del club lombardo señaló que si su equipo logra dejar al Barcelona de nuevo sin anotar, estaría ante "una noche histórica". "Lo más importante es cómo hemos llegado aquí, con los resultados conseguidos afirmó Allegri. Estamos jugando contra el equipo más fuerte del mundo y, si pasamos a cuartos, será un trozo de historia del Milan con un equipo de chicos muy jóvenes. Deberemos jugar con mucha fe y serenidad".

Por lo pronto, todo apunta a que Allegri no variará su esquema, que le ha permitido a su equipo remontar hasta la tercera posición en el Campeonato local y que los cambios serán mínimos y obligados. La principal baja será la de Gianpaolo Pazzini, lesionado en el último encuentro liguero contra el Génova, mientras el francés Philippe Mexes aún está en duda a causa de problemas musculares.

En ataque, sin Mario Balotelli, las opciones pasan por El faraón Stephan El Shaarawy, el ghanés Kevin Prince Boateng y el joven Mbaye Niang. En la media cancha, la trama la formarán seguramente Riccardo Montolivo, Massimo Amcrosini y Mathieu Flamini, mientras que en defensa estarán Antonio Abate, el colombiano Cristián Zapata y todo dependerá de las condiciones de Mexes, que podría ser sustituido por el de colombiano Mario Alberto Yepes.

Ante este rival, el gran Barcelona intentará conquistar el único título sin trofeo que no tiene, el de una remontada europea, algo que no consiguió en el pasado ante el Inter de Milán ni el Chelsea inglés.

El mejor Barcelona de la historia, al que no le falta ni un solo título y ha batido récords, tiene esa deuda pendiente. Lo reconoció Xavi Hernández, uno de los referentes del equipo. Tiene el recuerdo de las eliminaciones de la temporada 2009-10 en las semifinales de la Champions ante el Inter (3-1 en la ida; 1-0 en la vuelta) o la del año pasado ante el Chelsea (1-0 en la ida; 2-2 en Barcelona).

De esos dos precedentes negativos, el equipo habrá aprendido que las prisas no son buenas compañeras, pero sobre todo que hay que disponer de un plan B para superar las cerradas defensas de los rivales ante los azulgranas.

El entrenador adjunto de los catalanes, Jordi Roura, afirmó que si es necesario, para remontar el 2-0 en contra, en el Camp Nou, su equipo hará una "revolución táctica" para cumplir la meta.

"Tendremos que ver cómo se desarrolla el partido. Pero si se llega a un punto donde haya que hacer una revolución táctica, la haremos. Hace días que le damos vuelta a la alineación. Falta el entrenamiento de hoy (ayer), pero el croquis general lo tenemos en la cabeza", dijo el reemplazante de Tito Vilanova en el banquillo blaugrana.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)