19 de June de 2013 12:58

La ausencia de Argentina y Brasil ofrece el Mundial más abierto

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

La sorpresiva ausencia de Argentina y Brasil, los auténticos dominadores de la historia del Mundial sub20, conceden a Turquía 2013 un atractivo especial, el que le otorga la ausencia de un favorito claro y la comparecencia de un amplio abanico de aspirantes.

Pese a jugarse el Sudamericano en casa, la Albiceleste de Marcelo Trobbiani sucumbió inesperadamente, y Brasil no supo defender ni la corona sudamericana ni el título sub20 que logró en Colombia en 2011 al quedarse también fuera del hexagonal final.

En las anteriores 51 ediciones de un Mundial, tanto en mayores como en juveniles, masculino o femenino, siempre Brasil y/o Argentina representaron al fútbol sudamericano en las diversas citas organizadas por FIFA.

En categoría sub20 los argentinos dominan el palmarés con seis títulos y los brasileños les siguen con cinco. Turquía13 se presenta huérfana de sus reyes pero con muchos grandes aspirantes, encabezados por equipos como Colombia, que defiende sus galones de campeón de Sudamérica.

Para empezar, el equipo de Juan Fernando Quintero tendrá que superar el grupo C, en el que está emparejado el cuadro colombiano con el anfitrión y su gran rival, Turquía, Australia y El Salvador.

El Grupo A, con sede fija en Estambul, es quizá el más reñido con la presencia de dos de los grandes aspirantes al título, España y Francia, y las siempre pujantes e incómodas Ghana y Estados Unidos.

La Roja es la campeona europea sub19 y sigue la estela de buen fútbol y éxitos de los mayores, en esta edición guiada por jóvenes de tremendo valor como Gerard Deulofeu, Jesé Rodríguez y Oliver Torres.

En la historia del fútbol español no se olvida que el primer título mundial llegó en esta categoría, en Nigeria99, en un equipo en el que estaban, entre otros, Iker Casillas y Xavi Hernández. Ahora esta generación quiere reverdecer laureles y volver a coronar al balompié español.

El otro equipo ibérico, Portugal, bicampeón mundial sub20 en 1989 y 1991 con Luis Figo al frente, se presenta como cabeza de cartel del grupo B, en el que debe superar a Nigeria, Corea del Sur y Cuba.

México, campeona de la CONCACAF, es la referencia del grupo D. La Tricolor, aún con el regusto del oro olímpico en Londres 2012 (con el conjunto sub23), se las verá con Grecia, Paraguay, que acude muy ambiciosa y dispuesta a hacer cosas muy grandes, y la incógnita de Mali.

Inglaterra sobresale en el Grupo E, aunque Chile, Egipto e Iraq no se lo pondrán fácil; mientras que Uruguay y Croacia se perfilan como favoritas del F por delante de Nueva Zelanda y Uzbekistán.

El Mundial sub20 ha sido a lo largo de la historia un escaparate de primera magnitud para jóvenes valores, proyectos de futbolistas que se han convertido en grandes figuras.

La lista es interminable. Desde los orígenes exitosos del soviético Vladimir Bessonov o Diego Armando Maradona, pasando por la samba brasileña de sus distintas camadas, la explosión de la Yugoslavia de Robert Prosinecki, Davor Suker o Zvonimir Boban, la generación dorada de Portugal de Luis Figo, la gloria española en África con Iker Casillas y Xavi Hernández como estandartes, hasta, ya en época reciente, la tiranía argentina con sus máximos exponentes, entre ellos Javier Saviola, Lionel Messi y Sergio Kun Ag ero, quienes fueron declarados, como el 10, mejores jugadores de sus respectivas ediciones.

La FIFA ha comunicado a todos los participantes que el torneo se podrá disputar sin problemas y sin percances pese al difícil clima que se vive en Turquía por las protestas antigubernamentales.

El máximo organismo futbolístico mundial aseguró que hace un completo seguimiento de las manifestaciones en el país y se compromete a velar por la seguridad del personal y las selecciones participantes.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)